Beautiful Nature
Mountain and River

Oración para no ser excluídos del reino de Dios 

Ora declarando la palabra de Dios: "Padre celestial, Romanos 2:5-6 dice que por la dureza y por nuestro  corazón no arrepentido, atesoramos para nosotros mismos ira para el día de la ira y de la revelación del justo juicio de Dios, el cual pagará a cada uno  de nosotros conforme a nuestras obras.  Pero nosotros hoy Señor venimos humillados y arrepentidos ante tu presencia, reconociendo la dureza de nuestro corazón y admitiendo nuestra culpabilidad de iniquidad  y de maldad; y te pedimos perdón Señor. Nos arrepentimos por desconocer, ignorar y rechazar voluntariamente tus advertencias, y no hacer tu voluntad. Perdónanos Padre amado por adorar ídolos y dioses falsos. Cuando solo Tú eres el único Dios verdadero y solo Tú mereces absolutamente toda la adoración y la alabanza. Porque no hay nadie, absolutamente nadie como Tú. Te pedimos perdón y nos arrepentimos por cometer adulterio, fornicación y por ser infieles en el matrimonio. Pedimos perdón y nos arrepentimos por practicar prostitución, libertinaje y por participar en borracheras, fiestas desenfrenadas, vicios, inmundicias, lascivia y orgías. Pedimos perdón Señor por practicar inmoralidad sexual, homosexualismo, lesbianismo y toda clase de perversión sexual. Nos arrepentimos Señor y pedimos perdón por los asesinatos que hemos cometido, incluyendo abortos. Nos arrepentimos y pedimos perdón por mentir, engañar, robar, calumniar, insultar, por hablar mal de los demás y por practicar el mal. Pedimos perdón Señor por crear y fomentar enemistades, pleitos, por pelear unos con otros y enojarnos por todo. Pedimos perdón por los celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, sectarismos y  envidias. Pedimos perdón Señor por odiar a los demás, por causar divisiones y también por practicar brujería. Pedimos perdón por nuestra incredulidad, nuestra cobardía, nuestros malos pensamientos y nuestra corrupción. Pedimos perdón por ser tramposos y por estafar a otros, por ser malagradecidos, egoístas y avaros, por ser celosos. Ayúdanos Señor a nunca renunciar a la fe, atráenos a las cosas de tu reino y  ayúdanos a amar a otros y a ver las cosas como Tú las ves. Ayúdanos Señor para que ninguno de nosotros y nadie de  nuestras familias, familiares, amigos y conocidos seamos excluidos de tu reino; para que no seamos lanzados al lago de fuego y ser separados de ti para siempre. Por tu palabra entendemos Padre celestial que absolutamente nada inmundo e impuro entrará en tu reino. Por esto oramos Señor para que nos des a todos convicción de pecado con arrepentimiento genuino, y para que nos limpies de toda maldad, para que nos purifiques y santifiques. Y para que nos ayudes a enderezar nuestros caminos y dejar atrás esos estilos de vida que nos descalifican de tu reino. Líbranos de tentación, de mentira, engaño, manipulación, seducción, ceguera y sordera espiritual.  Remueve de nuestros ojos espirituales todo velo de hechizo que ciega el entendimiento y toda escama, venda, o dedos satánicos que bloqueen nuestra visión y nos impidan ver la verdad. Ayúdanos señor a vivir con la expectación de la eternidad. Remueve Señor de todos nosotros toda falsa identidad implantada por el enemigo de las almas y haz que nos devuelva nuestra identidad como hijos tuyos, como hijos de un rey. Y también Señor haz que nos devuelva nuestra identidad verdadera, como varones y hembras que Tú creaste, y remueve Señor de raíz toda confusión de género. También te pedimos Señor que remuevas de nosotros toda costumbre, hábito o patología de decir mentiras y de hablar de los demás. Te lo pedimos en el poderoso nombre de tu Hijo Jesús. Jesús: nosotros queremos entrar a tu reino y desde hoy nos sometemos a tu gobierno. Te aceptamos como nuestro Señor y Salvador y te pedimos ayuda porque hay adicciones, pecados y estilos de vida que muchos de nosotros no podemos dejar con nuestras propias fuerzas. Ayúdanos a cumplir tus leyes y a guardar cuidadosamente tus decretos. Escribe nuestro nombre en el libro de la vida y ayúdanos a ser dignos de heredar el reino de Dios. Hoy hemos orado en el poderoso nombre de Jesús, Amén.

 
Nature Views

Oración contra plagas, epidemias y pandemias con el salmo 91 

 

El que habita al abrigo del Altísimo

Morará bajo la sombra del Omnipotente.

Diré yo a Jehová: Esperanza mía, y castillo mío;

Mi Dios, en quien confiaré.

Tú me librarás del lazo del cazador,

De la peste destructora.

Con tus plumas me cubrirás,

Y debajo de tus alas estaré seguro;

Escudo y adarga es tu verdad.

No temeré el terror nocturno,

Ni saeta que vuele de día,

Ni pestilencia que ande en oscuridad,

Ni mortandad que en medio del día destruya.

Caerán a mi lado mil,

Y diez mil a mi diestra;

Mas a mi no llegará.

Ciertamente con mis ojos miraré

Y veré la recompensa de los impíos.

Porque he puesto a Jehová, que es mi esperanza,

Al Altísimo por mi habitación,

No me sobrevendrá mal,

Ni plaga tocará mi morada.

Pues a tus ángeles mandarás acerca de mi,

Que me guarden en todos mis caminos.

En sus manos me llevarán,

Para que mi pie no tropiece en piedra.

Sobre el león y el áspid pisare;

Hollaré al cachorro del león y al dragón.

Por cuanto en Dios he puesto mi amor,  El también me librará;

me pondrá en alto, por cuanto he conocido su nombre.

Le invocaré, y El me responderá;

Conmigo  estará en la angustia;

Me librará y me glorificará.

Me saciará de larga vida,

Y me mostrará su salvación.

Harvest
Mountain Range
Water

Oración contra enfermedades de los ojos

La oftalmología es la especialidad médica que estudia las enfermedades de los ojos. Una de las herramientas que  esta ciencia usa para medir la nitidez de la visión  son fracciones. Una visión 20/20 por ejemplo, quiere decir que la agudeza visual es normal; pero no quiere decir necesariamente que los ojos están  sanos.

Hay más de 60 clases  de defectos  ópticos que afectan la visión  y es  interesante saber  que algunas de estas  distorciones oculares  se les  llaman aberraciones de alto orden  o aberraciones  de orden superior. Es como si se  estuviese  insinuando que  estos defectos oculares  son ordenados  por un ser superior.  Curiosamente algunos de los sinónimos de aberración son engaño, error, equivocación, desvio y perdición. La verdad, es que ninguna de las enfermedades, incluyendo enfermedades en los ojos son la voluntad de Dios.

La biblia dice en  Proverbios 20:12 (NTV) que  los oídos para oír y los ojos para ver;  ambos son regalos del Señor. Y Salmos 146:8 (NTV) dice que  El Señor abre los ojos de los ciegos.

En Lucas 4:18 (TLA) Jesus dijo: «El Espíritu de Dios está sobre mí, porque me eligió y me envió para dar buenas noticias a los pobres, para anunciar libertad a los prisioneros, para devolverles la vista a los ciegos, para rescatar a los que son maltratados.

Si los problemas de la visión tuvieran su origen en Dios,  entonces  Jesús  no hubiese  sanado ciegos, porque  entonces sería una contradicción. El estaría trabajando en contra de la voluntad de Dios padre. Pero Jesús sanó a varios ciegos. Por ejemplo:

Juan 9:1  dice que Jesús sanó un  ciego de nacimiento.

Marcos 8:25 (NTV)  dice:   Entonces Jesús puso nuevamente sus manos sobre los ojos de un  hombre y  sus ojos fueron abiertos. Su vista fue totalmente restaurada y podía ver todo con claridad.

Mateo 9:27-30  (NBV) dice que Jesús sanó a dos ciegos y ellos recobrarón la vista.

Mateo 20: 29- 34 (NVI) dice que Jesús tuvo compasión de dos ciegos y les tocó los ojos. Al instante recobraron la vista y lo siguieron.

En Marcos 10:46-52 (NVI) Jesús  sanó un ciego llamado Bartimeo.

Mateo 21:14 (NTV)  dice que los ciegos y los cojos se acercaron a Jesús en el templo y él los sanó.

Mateo 15:30 (NTV) Una inmensa multitud le llevó a personas cojas, ciegas, lisiadas, mudas y a muchas más. Las pusieron delante de Jesús y él las sanó a todas.

 En Lucas 7:22  (NTV) Jesús le dijo a los discípulos de Juan: «Regresen a Juan y cuéntenle lo que han  visto y oído: los ciegos ven, los cojos caminan bien, los leprosos son curados, los sordos oyen, los muertos resucitan, y a los pobres se les predica la Buena Noticia.

-Con estas escrituras podemos ver  que es ilógico  pensar que los  problemas de la visión son la voluntad de Dios.

 

La ciencia de la oftalmología también dice que no hay visión perfecta. Sin embargo, La Biblia dice  en Génesis  1:26 que Dios nos hizo a su imagen y semejanza. Y en  Mateo 5:48 (NVI) Dios dijo:  Por tanto, sean perfectos, así como su Padre celestial es perfecto.

Dios es perfecto, así que El  creó las cosas perfectas; cualquier imperfección  se debe a, satanás, la desobediencia de Adán  y Eva,  y al pecado.  En realidad,  Una visión 20/20 no es el límite para  Dios. De hecho, la visión del  águila se encuentra entre las mejores del reino animal. Se estima que la visión de un águila es hasta  ocho veces más poderosa que la de los humanos . Ellas pueden ver hasta cinco veces más lejos que nosotros, lo que significa que tienen una visión de 20/5 ó 20/4. Así que  Dios puede perfectamente darnos una visión mejor que 20/20.

La otra cosa,  es que la sociedad nos prepara psicológicamente  a esperar problemas  con  los ojos   a medida que  envejecemos;  pero esto tampoco es la voluntad de DIOS. Deuteronomio 34:7 (NVI) dice que Moisés tenía ciento veinte años de edad cuando murió. Con todo, no se había debilitado su vista ni había perdido su vigor.

Hoy vamos a pedirle a Dios que sane y proteja nuestros ojos y que  nos de una visión mejor que 20/20. Solo quiero recordarles antes de orar,  que Dios no se mueve por nuestra  necesidad si no por nuestra  fe.

Oremos:

Dios eterno y todo  poderoso. Diseñador y creador del universo:  A tu presencia venimos arrepentidos porque reconocemos que así como Adán y  Eva, nosotros también  creemos  las mentiras de satanás  e ignoramos   la verdad e integridad de tu palabra.  Aunque nos adviertes  en Juan 8:44 que satanás  es  mentiroso y padre de la mentira y  aun así,  nosotros le tenemos mas fe a las mentiras de satanás que a tu verdad. Sin darnos cuenta de  que nos estamos poniendos de acuerdo con él; y  por  eso, nuestra fe  mueve  más el reino de las tiniebla que tu  reino.

 Te pedimos perdón Señor. Oramos  para que saques de raíz toda incredulidad , engaño, error,  farsa y decepción de entre nosotros;  para que saques a la luz toda mentira y plan  de satanás, para destruirnos.  Oramos  Señor,  para que elimines  sus obras por completo y  para que  restaures  tu diseño original.

Señor:  tu palabra dice en  Isaías 35:5 (NVI): Se abrirán entonces los ojos de los ciegos   y se destaparán los oídos de los sordos; e Isaías 29:18 (TLA) dice que en ese día los sordos podrán oír cuando alguien les lea en voz alta y los ciegos podrán ver, porque para ellos no habrá más oscuridad.

Oramos Señor  para que estas escrituras se cumplan  hoy; porque se le ha llegado la hora a satanás de  rendir cuentas  por todas las mentiras y todo el  daño que ha causado a tu creación.

En el poderoso  nombre de  tu hijo Jesús y con el poder del Espíritu Santo, atamos espíritus de enfermedadades operando en nuestros ojos y los mandamos  derrotados y humillados  al estrado de los pies de Jesús de acuerdo a Hebreos 1:13(NVI). Rompemos todo poder del enemigo sobre nuestra visión física y espiritual y declaramos que toda mentira  de las tinieblas sale a la luz. Todo velo que no nos deja ver  la verdad es removido. Toda  fortaleza demoníaca es destruida , así  como es destruida  toda  barrera, bloqueo,  obstáculo , y oposición a esta oración.

En el nombre de Jesús declaramos  restauración   completa a nuestra  visión. Todas las estructuras de nuestros ojos  reciben sanidad hoy y todas sus funciones se corrigen  con precisión . Todo defecto  ocular, por  muy  inusual que sea  se corrige, y aun toda anomalía  interior o exterior  del ojo. Toda aberración óptica y todo error de refracción,  se restaura  ahora mismo en el nombre de Jesús.

Padre Celestial: Tu creación es perfecta y tu voluntad es que tengamos  ojos sanos y una visión clara y nítida. Alineamos nuestra fe con tu voluntad  y oramos por  la integridad de tu diseño  original.

En el nombre de Jesús y con el poder del Espíritu Santo declaramos que toda pérdida de la visión sea parcial, completa, o   periférica, es restaurada en el nombre de Jesús. Asi como es restaurado  todo daño a los tejidos ópticos y efectos secundarions  por cirugías refractivas. Incluso párpados caídos se levantan hoy en el nombre de Jesús.

Glorifica tu nombre Padre Celestial  destruyendo  toda enfermedad ocular degenerativa y toda  degeneración  relacionada con la edad. Destruye  cataratas,  tumores oculares,  cicatrización de  córnea, glaucoma o  trastornos del nervio óptico,  retinopatías diabéticas, desprendimientos  o enfermedades de la retina,  degeneración macular,  y  toda enfermedad que destruya el enfoque central de la visión. Bajo la autoridad que nos has dado en el nombre de Jesús, ordenamos  restauración  de  ojos perezosos , daltonismo,   estrabismos, distrofias,  manchas, y malformaciones.

En el poderoso nombre de Jesús,  declaramos  sanidad  de  fatiga ocular, infecciones, inflamaciones, irritaciones  y alergias. Toda hipertensión ocular  se normaliza en el nombre de Jesús. Todo   daño a nuestros ojos  y toda limitación en nuestra visión, es restaurada hoy para la gloria de Dios Padre. No importa la raíz o el origen de estas enfermedades. Así sea por trauma o por accidentes;  así sean congénitas, genéticas o  causadas por  espíritus diabólicos.

Rechazamos  y hechamos fuera, en el nombre de Jesús ,todo síntoma en  nuestros ojos; incluyendo molestias, resequedad, sensibilidades, visión doble o  borrosa, desenfoques,  falta de precisión,  fantasmas, halos, destellos, pérdida de contraste, y  dificultad para ver de noche .

Liberamos  el poder sanador de Dios  y cubrimos con la sangre de Jesús  todas las estructuras de nuestros ojos  incluyendo  la  córnea,  pupila, retina, iris y el cristalino;  así como los  conductos lagrimales, nervios ópticos, músculos oculares , ligamentos ,  vasos sanguíneos,  y nuestros cerebros con sus centros de la visión.

En el nombre de Jesús, oramos al Padre Celestial  por milagros  creativos: Toda prótesis ocular, todo  ojo artificial,   tu Señor,  lo  remplazas por un ojo natural en el nombre  de tu hijo de Jesús. Toda cuenca de ojo vacío se llena con un nuevo globo ocular, con unos ojos nuevos y  una visión clara y nítida  en el nombre de Jesús.

Señor: tu dijiste en  Marcos 9:23(NVI) que  para el  que cree todo le es posible.  Señor: Creemos que para ti  absolutamente nada  es imposible y nada es irreversible. Sabemos que tu nombre está sobre todo nombre, sobre todo dominio, postestad,  principado y sobre toda enfermedad.

Permite Padre Amado que  podamos ser testigos de tus maravillosas  obras, y que podamos dar testimonio  de ellas  y   abre nuestros ojos espirituales a fin de que pasemos  de la oscuridad a la luz y del poder de satanás a Dios. Entonces recibiremos  el perdón de  nuestros pecados y se nos dará un lugar entre el pueblo de Dios, el cual es apartado por la fe en ti”.  De acuerdo a Hechos 26:18 (NTV).

 

Gracias Jesús porque por tus llagas, nosotros fuimos sanados.

 Hoy hemos orado en tu nombre. En el poderoso nombre de Jesús  

Amén

©2021 Oraciones Bíblicas 

Frozen Field

Oración por  la destrucción  del  coronavirus

En 2 Crónicas 7:13-14  (RV1960) Dios da instrucciones   para tiempos de   pandemias, pestilencias, y plagas;  para tiempos  de  sequias y para tiempos de  escasez de alimentos y hambrunas  causadas por sequias o por  plagas de langostas.  Es  muy importante que notemos que las instrucciones  que Dios dio por medio de estas escrituras no son para todo el mundo: Estas  instrucciones   son específicamente para el pueblo de Dios.

Leamos:

“Si  yo  cerrare los cielos para que no haya lluvia, y si mandare a la langosta que consuma la tierra (cosechas), o si enviare pestilencia a mi pueblo (NBV & PDT: epidemia NTV: plagas). Si se humillare  mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra”.

Estas escrituras  aplican a estos tiempos que estamos viviendo.  Dios  nos promete sanar la tierra del corona virus si su pueblo  ora, busca el rostro de Dios,  y se convierte de sus malos caminos.

Oremos:

Padre Celestial: Hoy nos acercamos humildemente  a tu trono de gracia y de favor, en el nombre de tu hijo  Jesús el Cristo. Venimos  buscando tu rostro, arrepentidos y humillados,  invocando tu nombre: El nombre de YHWH. Nos acercamos orando en suplica  por tu intervención por la sanidad de la tierra de esta pandemia global que ha causado  un nivel extremo de enfermedad, muerte, y sufrimiento  en toda la tierra.

Nos arrepentimos de nuestras rebeliones, nuestros pecados, de  nuestra maldad, y de nuestra  iniquidad; y te pedimos que nos ayudes a todos  a convertirnos de nuestros malos caminos. Pues reconocemos que hemos hecho lo que nos advertiste que no hiciéramos: Hemos  despreciado tus leyes  eternas de  amor al prójimo, orden, derecho, y justicia. Te hemos sacado de los gobiernos, de las cortes, de las escuelas, de  las universidades, de nuestras culturas, de nuestras familias, y hasta  de nuestras vidas personales. Hemos  rechazado tus caminos y  hemos abrazado caminos de corrupción, egoísmo, violencia, odio, codicia, avaricia, idolatría,  inmoralidad y libertinaje. Hemos llamado al mal bien y al bien mal. Las naciones  de la tierra  se han  levantado en contra de todo lo que tenga que ver contigo y con  tu reino.

 Reconocemos que  merecemos  juicio. Merecemos que nuestra conformidad, nuestra autosuficiencia, y  nuestra falsa percepción de  seguridad sea sacudida. Ahora si reconocemos  señor,  nuestra vulnerabilidad y nuestra  total dependencia a ti. Reconocemos que  Tú eres nuestra única esperanza.

 Nuestro futuro y nuestro  destino están  en tus manos  Nosotros no podemos   vencer  ni a un pequeñísimo  enemigo que se nos ha infiltrado  por todas partes,  Pero si sabemos que este enemigo pequeño; ese   organismo microscópico llamado  coronavirus no es rival para ti.

Rogamos señor  para que sanes la tierra  y destruyas el coronavirus con su origen físico y espiritual. Oramos  para que   despiertes  la iglesia de tanta indiferencia, pasividad, letargo, y estupor espiritual. Oramos para que nos ayudes a todos a enderezar nuestros caminos, y para que  mandes  un avivamiento sobre  toda la tierra hasta que se cumpla tu palabra en  Habacuc 2:14 (RV1960) donde dices  que  la tierra será llena del conocimiento de la gloria de Jehová, así  como las aguas cubren el mar.

 Te pedimos señor   sabiduría  del cielo  y discernimiento para saber discernir  entre  el  bien y el  mal;  para escoger  vida en lugar de muerte, santidad en lugar de pecado, verdad en lugar de mentira y  confusión;  rectitud y honestidad en lugar de corrupción, integridad y equidad en lugar de  injusticia,  decencia en lugar de inmoralidad, y autocontrol en lugar de desenfreno. Rogamos  señor  que nos ayudes a  todos   a cambiar nuestra manera de pensar, a cambiar de rumbo y seguirte a ti, a buscar tu reino y tu justicia; y  a enfocarnos en la vida eterna.

 

Te lo pedimos en el poderoso nombre de Jesús!!

Oramos señor  para que sanes todos  los enfermos afectados por esta pandemia  y para que  repares danos físicos  causados por este virus. Oramos por los que están en cuidados intensivos luchando por sus vidas; los que están en hospitales, clínicas, en cuarentena, o  aislados. Oramos por aire fresco en los pulmones de los contagiados y una capacidad respiratoria normal para todos.  

 

Oramos por los que están en  duelo porque  perdieron   seres queridos.  Oramos por protección  divina para  toda  la comunidad médica. Oramos por  tu  protección para todos contra epidemias, pandemias, plagas, enfermedades, pestilencias, y muerte prematura, oramos para que destruyas el  ciclo vital del coronavirus y nos libres a todos de  trampas y lazos de muerte. Oramos por los que están experimentando crisis emocionales, psicológicas o  financieras. 

Oramos para que remuevas  incertidumbres,  miedos,  temores,  preocupaciones, desesperación , ansiedad, tristeza, soledad, vacíos, dolor y lágrimas  y los reemplaces  con la plenitud de tu presencia,  la unción de tu Espíritu Santo, tu gozo, y  esperanza; para que los reemplaces  con  paz:  esa paz que solo  viene de ti,  que  sobre pasa todo entendimiento, y que no es afectada por las circunstancias.

Padre Celestial, nosotros pedimos perdón y misericordia.  Rogamos para que nos oigas  desde los cielos, perdones nuestros pecados y sanes  la tierra del coronavirus.

Hoy hemos orado en el nombre de Jesús,

 

Amén

Caring Child
Parent and Child

Oración contra abuso Infantil

Padre Celestial hoy venimos ante tu presencia en el nombre precioso de tu hijo  Jesús   alabando y glorificando tu nombre. Tú eres el único Dios verdadero  y solo tú mereces la gloria, nuestra adoración y nuestra alabanza.

Hoy nos acercamos a ti en el nombre de Jesús    pidiendo    justicia por  todos  por los niños y adolescentes   que han sido, secuestrados, desaparecidos,  traficados, vendidos, acosados,  explotados, esclavizados, enjaulados,  encadenados, maltratados,  torturados, violentados, mutilados,  victimizados , sacrificados,  asesinados, abusados sexualmente y usados para pornografía infantil.

Hoy pedimos justicia por todos los niños que han sido víctimas de pedófilos y víctimas de violencia. Nos  levantamos en clamor a ti, Jehová de los ejércitos celestiales, orando para que envíes a tus poderosos ángeles de guerra para que destruyan   la pedofilia, la lujuria,  la lascivia, la perversión sexual,  la violencia, la  codicia, y  todas  huestes espirituales de maldad en las regiones celestes que se hayan levantado contra los niños, los  adolescentes, y  los jóvenes de la tierra para abusarlos, maltratarlos,  y hacerles daño.

 Lucas 8:17 (NTV) dice  todo lo secreto tarde o temprano se descubrirá, y todo lo oculto saldrá a la luz y se dará a conocer a todos y de acuerdo con Marcos 4:22(RV1960) no hay nada oculto que no haya de ser manifestado; ni escondido, que no haya de salir a luz.

Señor: Hoy  Clamamos a ti, en el nombre de Jesús para   que  cumplas  esta palabra hoy, y  saques  a la luz  todos los   abusos,  y toda  obra de oscuridad  contra los niños, adolescentes, y jóvenes de la tierra  y  para que reveles señor; para que  expongas  y saques a la luz  (en toda la tierra y  en todos los niveles de las sociedad) a todos los responsables  de  estas  prácticas abominables y saques a la luz  todos sus cómplices.  Para que los  juzgues  de acuerdo a  Romanos 2:6(NTV) donde  dices que  Tú juzgarás a cada uno según lo que haya hecho y que  juzgarás, por medio de Cristo Jesús, la vida secreta de cada uno según el verso 16.

Padre celestial: en    Romanos 12:19 (LBLA)  Tú  dices que tuya  es la venganza y que tu pagarás. Otra versión dice (BLP)  que a ti te corresponde castigar; y que  darás  a cada cual su merecido.

Isaías 29:15 (PDT) dice “Que mal les va a ir a los que se esconden de ti  SEÑOR para ocultar sus planes; a los que hacen sus cosas en la oscuridad y dicen: « ¿Quién nos ve? ¿Quién nos conoce?

Salmos 64:5 (TLA)  dice que cuando ellos  hacen sus planes malvados, se animan los unos a los otros; piensan dónde esconder sus trampas, y creen que nadie las  verá.

Pero Jeremías 23:24 (NBV) dice: ¿Podrá alguien ocultarse de ti? ¿No estás tú acaso en todas partes, en el cielo y en la tierra? Job 34:21-22(LBLA) dice que tus ojos observan  los caminos del hombre, y  ves todos sus pasos. No hay tinieblas ni densa oscuridad donde  puedan esconderse los que hacen iniquidad.

Dios de los ejércitos celestiales: De ti, absolutamente  nadie se escapa. Levántate….levántate  oh Jehovah, extiende tu brazo de poder. Enfréntate a los enemigos de los niños, los adolescentes, y los jóvenes. Defiéndelos y recátalos. Destruye a todos los que se hayan levantado contra ellos  para abusarlos y hacerles daño.

Señor: El daño físico y psicológico que sufren los  niños y jóvenes víctimas de estos actos perversos  es devastador e incalculable; y solo tú puedes rescatarlos de sus cárceles de cautiverio. Solo tú puedes  liberarlos,  sanarlos  y restaurarlos; y esa es nuestra oración hoy. También pedimos tu  protección divina para todos  y cada uno de los niños  y adolescentes  del mundo.

 

Oramos para que   mandes,  ángeles poderosos  para que acampen alrededor de cada uno de ellos para que los protejan  en todo momento y en todo lugar. Para que alejen de ellos a todas las personas que no tengan buenas intenciones, o que quieran hacerles daño.  

 

Oramos señor para que destruyas  toda acta, título, o derecho legal que el enemigo pueda tener  sobre ellos y que interfiera con tu protección sobre sus vidas. También oramos señor para que en el nombre de Jesús  rompas herencias generacionales de  violadores y violados, herencias de perversión sexual;  herencias de  muerte, violencia, y codicia.

Hoy bendecimos a todos y cada uno de los niños adolescentes y jóvenes de la tierra y los cubrimos con la poderosa sangre de Jesús;  con la gracia, el favor, la protección, y la salvación del Dios todopoderoso!

Hoy hemos orado en el poderoso nombre de Jesús.

Amen

Fertility Egg Freezing

Oración Contra el  Aborto

Padre celestial, Dios del cielo y de la tierra: hoy  venimos ante tu presencia en el nombre de tu hijo Jesús  unidos en  arrepentimiento por todos y cada uno de los abortos que hemos cometido aquí en la tierra. Nos humillamos ante ti  reconociendo nuestro pecado, nuestra maldad,  y nuestra inmundicia.

 Pedimos perdón y misericordia porque en nuestra ceguera espiritual, nos hemos  atrevido a  llamar lo malo bueno y lo bueno malo. Hemos hecho  de la luz  tinieblas y de la tinieblas luz, y hemos puesto  lo amargo por dulce y lo dulce por amargo como dice  Isaías 5:20(RV 1960), al defender, apoyar, promover,  auspiciar, provocar, o inducir  abortos.

Proverbios 6:16-17 (LBLA) dice que hay seis cosas que tú  Señor odias,…no, son siete las que detestas: y entre ellas están, manos que derraman sangre inocente. ¿ Y qué sangre hay más inocente aquí en la tierra  que la de un bebe indefenso en el vientre de su madre?

Salmos 106:38( LBLA)dice : y derramaron sangre inocente, la sangre de sus hijos y de sus hijas, a quienes sacrificaron a los ídolos de Canaán, y la tierra fue contaminada con sangre.

Señor nosotros  somos culpables. Reconocemos que  hemos contaminado la tierra  en gran manera con toda  la sangre inocente de bebés  que hemos derramado. Sangre de bebés que hemos sacrificado  a cuesta de lujuria, lascivia, promiscuidad sexual, libertinaje, irresponsabilidad, y conveniencia.

Ezequiel 16:38 (LBLA) dice que tú nos juzgaras como son juzgadas las adúlteras y las que derraman sangre, y traerás sobre nosotros sangre de furor y de celos.(TLA) Es tanto tu enojo que nos condenaras a morir.

Hoy Nos humillamos ante ti señor y  pedimos perdón  y misericordia por haber  cometido, aconsejado, o promovido abortos. Pedimos perdón  por haber votado por líderes políticos que promueven el aborto  sin siquiera pensar que al hacerlo, nosotros mismos estamos creando una cultura de muerte y trayendo maldición y juicio sobre nuestros países, sobre nosotros mismos y sobre nuestras descendencias.

Pedimos perdón por  atrevernos a  ignora, negar, o rechazar  la realidad de un Dios  todo poderoso sentado en su trono majestuoso ante quien todos tendremos que doblar rodillas y a quien todos  tendremos que  dar cuentas.

Señor no es que nos queramos defender o excusar delante de ti, pues admitimos nuestra responsabilidad  por el aborto. Pero entendemos que el  aborto es una batalla espiritual. Y  por  eso es  que la reacción es tan feroz; porque satanás siempre está tratando de acabar con la próxima generación.

 Apocalipsis 12:9 (TLA) dice que arrojaron del cielo al gran dragón, que es la serpiente antigua, es decir, el diablo, llamado Satanás, que se dedica a engañar a todo el mundo. Él y sus ángeles fueron lanzados a la tierra, ellos nos engañan haciéndonos creer que el aborto es la mejor o la  única opción, y que no hay consecuencias que afrontar.

Por eso señor nosotros hoy, en el nombre de Jesús, y con el poder del Espíritu Santo, traemos a juicio  ante tu corte celestial a satanás, sus ángeles caídos, a  todo principado, fuerza, e  influencia espiritual de muerte, destrucción y devastación  que se  hayan levantado contra los bebés de la tierra, contra la vida, contra la voluntad de Dios,  y contra las generaciones.

Traemos a juicio clínicas, organizaciones y a  las industrias millonarias que están detrás del aborto. Pedimos justicia divina contra satanás y sus ángeles  por todos y  cada uno de los bebés que han sido intencionalmente  asesinados en el vientre de sus madres.

Señor: tu palabra dice en  1 Juan 1:9 (DHH) que si nosotros  confesamos nuestros pecados, podemos confiar en que Dios, que es justo, nos perdonará nuestros pecados y nos limpiará de toda maldad.

Señor: nosotros Hoy confesamos nuestros pecado de abortos y pedimos perdón por los  abortos masivos de nuestras naciones. Oramos señor para que nos limpies y purifiques de toda maldad e inmundicia; para que sanes heridas causadas por abortos y para  que  remuevas   culpa, vergüenza, condenación, vacíos,  amarguras,  aflicción, traumas, dolor, remordimiento, y depresión.

 Entendemos señor que el remordimiento y el arrepentimiento son dos cosas muy diferentes. Con el remordimiento no hay convicción de pecado pero con el arrepentimiento sí; Y nosotros   hoy nos arrepentimos.

Remueve padre celestial  toda  maldición, implicación o consecuencia física, emocional, psicológica y espiritual que hayan entrado a nuestras vidas por abortos. Rompe   mediciones de asesinatos,  herencias de muerte, y todo legado spiritual de aborto.   Que nuestras hijas y nuestros  hijos con sus descendientes (hasta la última generación) nunca aborten o tengan algo que ver con un aborto. Que de hoy en adelante en nuestras familias no hayan abortos ni nadie que vote por líderes políticos que apoyen o  promuevan el aborto.

Remueve, Padre Celestial,  todas las vendas y escamas espirituales de nuestros ojos y destruye  todo velo que impida ver y reconocer las mentiras  y manipulación de satanás. Llévanos   por caminos de conocimiento, discernimiento,  sabiduría, justicia, rectitud, autocontrol, y santidad. Danos a todos convicción de pecado y temor de Dios y Limpia  nuestras manos de sangre inocente para que podamos levantar manos  limpias: manos  santas hacia ti  en oración y alabanza.

Hoy hemos orado en el poderoso nombre de Jesús

Amen

Sunrise
Bridge Over River

Oración contra suicidio

Jehovah de los ejércitos, Dios eterno, y creador de todo el universo: hoy venimos ante tu presencia en el nombre de tu hijo Jesús pidiendo tu  ayuda inmediata pidiendo tu  intervención  de emergencia contra el suicidio,  pensamientos de suicidio, y contra muerte prematura.

Tu palabra  dicen en  Efesios 6:12 (RV 1960) que nosotros  no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, y  contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.

 Por tu palabra   entendemos  señor que estamos en medio de un campo de  batalla espiritual con enemigos y fuerzas espirituales que nosotros no  podemos ver con nuestros ojos físicos; pero  que si podemos ver los resultados de sus obras. Pero tu señor eres El todo Poderoso y  tienes la última palabra. Tú puedes hacer por todos  nosotros lo que nosotros no podemos hacer con nuestras fuerzas y habilidades.

Señor: Isaías 42:13(TLA) dice que TÚ saldrás marchando con toda la furia de un guerrero: ¡lanzarás un grito de Guerra y derrotará a tus enemigos! Cumple tu palabra hoy Jehová. Levántate en guerra. Esparce   tus enemigos que también son nuestros enemigos. Levántate y defiéndenos señor. Moviliza tu poderoso  ejército celestial y  derrota  a todos nuestros enemigos espirituales. Arresta a todos los espíritus  inmundos responsables  de suicidio y  pensamientos de suicidio  que  devoran sistemáticamente la  esperanza, y distorsionan la realidad haciéndonos creer que la mejor opción es el suicidio.

Silencia oh Dios de los ejércitos a todo espíritu mentiroso, manipulador  y asesino que nublan la mente  con el propósito de  abortar  tu plan y propósito  en la vida de tus hijos; y enmudece  señor  toda voz  inmunda e intrusa  de suicidio.  Destruye todo pensamiento suicida  en el nombre de tu hijo Jesús el cristo.

 Defiende oh  señor a todas las personas que  han sido afectadas por el suicidio y  defiende también a  aquellos que lo han intentado. Cúbrenos a todos  con tu presencia, tu paz, y tu protección divina. Infúndenos señor  esperanza en el futuro,  alegría de vivir, y  el gozo de tu salvación. Pedimos justicia divina por  todos aquellos que han muerto por suicidio. Pedimos Justicia  y venganza  contra todo espíritu de suicidio y de muerte prematura que han causado o intentan causar  tanta consternación, dolor, y sufrimiento aquí en la tierra.

Destruye Padre Celestial todo legado o herencia generacional de suicidio y de muerte prematura. Destruye todo derecho legal  que el enemigo pueda tener sobre las vidas de tus hijos  y derrumba toda fortaleza spiritual que se oponga y  obstaculice  la manifestación de  tu  reino  aquí en la tierra.

 Oramos señor contra la  pasividad,  indiferencia, estupor, letargo, distracción, ignorancia,  e  incredulidad de tu pueblo. Despierta a la iglesia para que se levante en autoridad  contra todo enemigo invisible y oculto atándolos  prohibiendo, y destruyendo  sus obras,  así como tu Jesús  nos enseñaste.

Tu señor nos  diste el poder y la autoridad para echar fuera demonios de acuerdo a Marcos 3:15(NBL) Nos diste poder  y autoridad sobre todo el poder y fuerza  del enemigos para vencerlo y  derrotar a satanás  de acuerdo a Lucas 10:19 (LBLA)(JBS) (TLA), y nos diste  autoridad y  poder de prohibir o permitir y de  atar o desatar  de acuerdo a  Mateo 16:19 (TLA) mateo 18:18 (RV 1960).

Señor: nosotros no cuestionamos la integridad de tus palabras. Si tú lo dijiste es porque es la absoluta verdad y por eso hoy bajo tu autoridad, en el poderoso nombre de tu hijo  Jesús y con el poder de tu  Espíritu Santo, nos movemos en tus tiempos; y  hoy  atamos todo espíritu de suicidio y  muerte prematura que este  en los aires, en la tierra, debajo de la tierra, en el agua , debajo del agua, en nosotros, dentro de nosotros, o alrededor de nosotros, y de  todos y cada uno los miembros de nuestras familias, nuestros familiares, amigos, y conocidos y  mandamos a  estos espíritus inmundos atados  de pies y manos, a los confines del abismo donde no puedan salir nunca más. Cancelamos toda asignación de suicidio, pensamientos de suicidio, intento de suicidio,  voces intrusas demoniacas, y muerte prematura  en el  poderoso nombre de Jesús.

Resistimos en  el nombre de Jesús toda opresión demoniaca  manifestada con  desorden emocional,  confusión, pesadez, baja autoestima, inseguridad, inferioridad, negativismo, pesimismo,  soledad,  dolor,  abandono, depresión,   ansiedad, vergüenza, rechazo, culpa, crisis,  adversidad, derrota, fracaso, decepción, desdicha,  desesperanza, y tormento. Prohibimos ataques futuros, retaliación, y venganza  de parte del enemigo en el poderoso nombre de Jesús.

 

Salmos 34:18 (TLA) Señor: tú siempre estás cerca para salvar a los que no tienen ni ánimo ni esperanza

Salmos 147:3(TLA) Tú  sanas las heridas de los que habían  perdido toda esperanza.

Salmos 18:30(TLA) 2 Samuel 22:29-31(TLA) Tú alumbras nuestras vida, tú iluminas nuestra oscuridad. Con tu ayuda venceremos al enemigo y  podremos conquistar sus ciudades. Tus enseñanzas son perfectas, tu palabra no tiene defectos. Tú proteges como un escudo a los que buscan refugio en ti y nosotros señor, buscamos hoy y siempre refugio en ti.

Salmos 32:7-8(DHH) Tú eres nuestro refugio: nos proteges del peligro, nos rodeas de gritos de liberación. Tu Señor dices que tus  ojos están puestos en nosotros. Que  nos darás instrucciones, nos darás consejos y nos  enseñaras el camino que debemos seguir.

 

 Te alabamos  Padre Celestial porque tú nos diste  esperanza  y aseguraste nuestros  futuro en  Romanos 16:20 (RV 1960) donde dicen las escrituras  que Tú,  el Dios de paz,  aplastarás en breve a Satanás bajo nuestros pies. Te damos Gracias señor por   esta promesa tan  maravillosa. Hoy   la activamos   con esta oración y en el nombre de tu hijo Jesús.

Hoy celebramos  tu victoria declarando que satanás con sus principados, sus  potestades, sus  gobernadores,  sus huestes espirituales y todos sus espíritus de suicidio y muerte prematura, ya están bajos nuestros pies. Están bajo el estrado  de  los pies de Jesús.

Salmos 44:4 (TLA) Te damos Gracias  infinitas Padre Celestial porque  Tú eres nuestro Dios y nuestro  rey; ¡tú nos diste la victoria!

Hoy hemos orado en el poderoso  nombre de Jesús.

Amén

Frozen Berries

Oración para cancelar los planes malvados del enemigo

La Biblia ha dejado  muy claro que nosotros  tenemos enemigos invisibles  que no tiene nada bueno planeado para nosotros Efesios 6:12-18 (NVI) dice que  nuestra lucha no es contra seres humanos, sino contra poderes, contra autoridades, contra potestades que dominan este mundo de tinieblas, y contra fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales.

 

Ellos no tienen compasión por nadie y no tienen ni la mínima intención de hacer el bien. Desafortunadamente,  la mayoría  de sus planes, si es que no son todos,  son ejecutados  por seres humanos que son manipulados espiritualmente. Por eso es que este verso dice que nuestra lucha no es contra seres humanos.

 

Nuestros verdaderos enemigos son los  poderes, las autoridades, las potestades que dominan este mundo de tinieblas, y las fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales ellos son la raíz y el origen de todo plan malvado.

Mientras nos acercamos a Dios orando para que cancele  los planes malvados que el  enemigo tiene contra nosotros, oremos con confianza, y con  la  plena seguridad de que Él nos escucha, nos defenderá, y destruirá todos sus planes malvados. Somos sus hijos y no tenemos que ser tímidos o temerosos cuando nos acercamos a nuestro Padre Celestial. Dios está dispuesto a escuchar nuestras oraciones y a  defendernos de nuestros enemigos cuando se lo pedimos.  

 

El  hará que todos los planes del enemigo  se devuelvan contra ellos mismos; y hasta hará que  sus propios planes sean su misma ruina (Proverbios 29:6TLA) dice que el malvado cae en su propia trampa. Y  Salmos 37:15 DHH dice que la propia espada de los malvados  se les clavará en el corazón.

Oremos:

Padre celestial,  te damos gracias porque somos  tus hijos. Tu palabra declara que nos has dado el derecho de llegar a ser  hijos de Dios a todos los que creemos y  recibimos   a tu hijo  Jesús el Cristo (Juan 1:12 NTV). Llenamos tu trono de agradecimiento  por la garantía  de ser hijos tuyos. Te pertenecemos. Y por ser tus hijos, estamos bajo tu  poderosa protección. Reconocemos que somos hijos ignorantes, egoístas, desobedientes, rebeldes; somos pecadores obstinados y empedernidos;  sin darnos cuenta que por causa  denuestros pecados, nosotros mismos nos  alejamos de tu protección, le abrimos puertas  al enemigo, y  le damos derechos  legales sobre nuestras vidas y sobre  las vidas de nuestros descendientes y seres queridos.

Hoy nos arrepentimos y te pedimos perdón señor. Rogamos  que nos ayudes a ser de la santidad un estilo de vida. Guíanos  por tu camino; dirígenos por la senda de rectitud, por causa de los que nos acechan.  Defiéndenos señor y no nos entregues al capricho de nuestros  adversarios (Salmo 27:11-12 NVI).

 

Gracias Padre Celestial por no dejarnos  ignorantes acerca de la identidad de nuestros verdaderos enemigos  y vulnerables a sus  planes  y tramas. Hoy nos paramos firmes  ejerciendo  la autoridad que nos diste en  Lucas 10:19. Y Decretamos  en el  poderoso nombre de  tu hijo Jesús  que los planes  y el propósito  de Dios  prevalecerán en nuestras vidas y   que todos  los planes de nuestros enemigos  fracasaran  y no prosperarán.  Declaramos y Decretamos en el  nombre de Jesús que todos los planes malvados  y todas las estrategias del enemigo rebotan  y se devuelven contra ellos  mismos y que serán castigados  setenta veces siete en el nombre de Jesús  así como dice Génesis 4:24NVI) y sus propios  planes  serán  su ruina!

Señor, Hoy activamos tus promesas de protección  del pacto con Abraham, Isaac, y Jacob  sobre nuestras vidas y nuestras familias. Activa  Señor tu  protección  sobre todos tus hijos. Defiéndenos y protégenos   de todos  los ataques de nuestros enemigos. Rodéanos desde ahora y para siempre   así como las montañas rodean a Jerusalén Salmos 125:2 (LBLA).

Señor, te damos gracias por  las llaves del reino del cielo que nos diste en Mateo 16:19 (NTV) donde dices: Y te daré las llaves del reino del cielo. Todo lo que prohíbas  en la tierra será prohibido en el cielo, y todo lo que permitas en la tierra será permitido en el cielo.

 Hoy, en el poderoso nombre de  tu hijo Jesús,  prohibimos  planes malvados contra los hijos de Dios y le devolvemos  a nuestros enemigos espirituales  la miseria, la pobreza, los escasez,  las enfermedades, y las dolencias. Hoy usamos estas llaves del reino del cielo y  con ellas prohibimos,  y retornamos a nuestros enemigos espirituales  la demencia, Parkinson, alzhéimer,   autismo,  parálisis, defectos, y discapacidades físicas. Hoy prohibimos, en el nombre de Jesus,  y devolvemos  al reino de las  tinieblas  toda la   corrupción, confusión,  caos, desorden, violencia,  destrucción, traición, odio, envidia, y celos que ha introducido en la tierra. Prohibimos en el poderoso nombre de Jesus y le devolvemos a satanás  toda la  división que ha infiltrado en las naciones. 

 

Porque si un reino está dividido contra sí mismo, tal reino no puede permanecer.  Y si satanás se levanta contra sí mismo, y se divide, no puede permanecer, sino que ha llegado su fin. (Marcos 3:24 & 26 RV1960)

Hoy prohibimos, rechazamos  y les retornamos  a nuestros enemigos espirituales   letargo, estupor, miedos, temores, pánico, ansiedad, y depresión. Todo esto le pertenece al reino de satanás, NO a los hijos de Dios. Así que prohibimos  todos estas artimañas  satánicas  aquí en la tierra en el nombre de Jesús!

Padre Celestial, hoy usamos las llaves que nos diste y hemos prohibido aquí en la tierra, todas estas estrategias  específicas y planes malvados  del enemigo, y sabemos de acuerdo a tu palabra que  hoy  también quedaron  prohibidos en el cielo y tuya es la victoria!

En el poderoso nombre de Jesús y de acuerdo con Mateo 16:19, prohibimos retaliación y venganza de parte del enemigo y proclamamos su destrucción, humillación, y vergüenza por la sangre  poderosa de Jesús. Declaramos que  ninguno de nuestros enemigos  escapa al radar de Jehovah. Todos quedan derrotados,  arrestados, confundidos, confrontados,  enjuiciados, y condenados  en el nombre de Jesús. Todas sus obras  son destruidas  hoy por la mano poderosa  y victoriosa de nuestro Padre Celestial: Jehovah de los ejércitos! Oramos al único Dios verdadero  para que nos  proteja y nos  de vida en abundancia cuando el enemigo tenga planes malvados  de matarnos o cuando  la muerte nos persiga.

Bajo la autoridad que se nos fue otorgada por ser hijos de Dios, en el poderoso nombre de Jesús, y con el poder del Espíritu Santo hoy  nos paramos en autoridad para  declarar  que desde hoy en adelante prohibimos  ataques demoníacos y   opresiones satánicas.   

 

No más  ataduras demoniacas,  No más cautiverios satánicos, no más  carencia o escasez, no más  angustia, enfermedad, y  dolencias. No más miedo, temor, pánico, cobardía,   depresión, y  ansiedad.

 

No más accidentes, y muerte prematura.  No más adicciones. No más trastornos psicológicos o emocionales. No más insomnio  o trastornos de sueño. No más  falsedad, mentira, engaño,  y manipulación. No más odios, envidias, celos, calumnias y  chismes. Porque todo plan malvado se devuelve a su lugar de origen en el nombre de Jesús!

Bajo la autoridad que se nos fue  otorgada por medio del  nombre que esta sobre todo nombre: el nombre  de Jesús, resistimos y prohibimos el efecto de todas las palabras negativas  y todas  las  maldiciones dirigidas  contra nosotros, y  contra nuestras  familias; y cortamos  con la palabra de Dios todas las maldiciones generacionales en nuestras familias en el poderoso nombre de Jesús. Todos los hechizos, brujerías, y  maldiciones intencionales  se devuelven a su lugar de origen setenta veces siete mientras que a las víctimas se les convierten en bendiciones en el poderoso nombre de Jesús.

Señor tu dijiste en Joel  2:25(NTV) que nos devolverás  lo que perdimos  a causa del pulgón, el saltamontes, la langosta y la oruga. Oramos señor para que se cumpla tu palabra hoy y redimas nuestro tiempo y   restituyas todo lo que el pulgón, el saltamontes, la langosta y la oruga devoraron. Oramos en el nombre de Jesús para que  reprendas al devorador por nosotros, y destruyas todo plan de  destrucción, de robo y de saqueo.

Gracias Padre Eterno  por el (Salmo 27:2TLA)  donde dices que  cuando los malvados enemigos nos atacan y amenazan con destruirnos, son ellos los que tropiezan, son ellos los que caen. Tú  Señor nos libras del furor de nuestros enemigos, nos exaltas por encima de nuestros adversarios,  nos  salvas de los hombres violentos. Por eso, Señor, te alabamos  entre las naciones   y cantamos salmos a tu nombre (salmos 18:48-49NVI). 

 

Invocamos al Señor, que es digno de alabanza,  y quedamos a salvo de nuestros enemigos (Salmo 18:3NVI) y con  nuestros propios ojos veremos cómo los malvados reciben su merecido de acuerdo con el Salmo 91:8 TLA.

Señor: hoy Oramos para que  esta oración se quede  activa hasta que destruyas  a nuestros enemigos y no quede ni uno solo.

Hoy hemos orado  el nombre  poderoso nombre de tu hijo  Jesús,

Amén

Mountain Sunset
Holding Hands

Tratamiento intensivo de sanidad

Estas escrituras fueron escogidas especialmente por que son la palabra de Dios con promesas de sanidad; y si son la palabra de Dios, tienen el poder y la autoridad para sanarnos a todos.  Isaías 55:11 (LBLA) dice: así será mi palabra que sale de mi boca, no volverá a mí vacía sin haber realizado lo que deseo, y logrado el propósito para el cual la envié.

Proverbios 4:20-22 (JBS) Hijo mío, atiende a mis palabras; inclina tu oído a mis razones. No se aparten de tus ojos; guárdalas en medio de tu corazón. Porque son vida a los que las hallan, y medicina a toda su carne. Otra version dice dan salud a todo el cuerpo Salmos 107:20 (LBLA) dice: El envió su palabra y los sanó y los libró de la muerte.

Padre celestial hoy aceptamos tu palabra con promesas de sanidad. Te damos gracias por que sabemos que estamos siendo sanados mientras escuchamos tu palabra. Tú enviaste estas promesas de sanidad y no volverán a ti vacias sin haber realizado lo que tú deseas y sin haber logrado el propósito para el cual tú las enviaste.

Hebreos 4:12 (NTV) dice que la palabra de Dios es viva y poderosa. Es más cortante que cualquier espada de dos filos; penetra entre el alma y el espíritu, entre la articulación y la médula del hueso.

Gracias padre celestial porque tu palabra es viva y eficaz y con ella nos sanas, nos das una solidez mental perfecta, un cuerpo, un espíritu, y un alma sanos y saludables. Nos sanas desde lo más profundo de nuestra naturaleza, nuestro espíritu inmortal; aun nuestras articulaciones, coyunturas y la médula ósea de nuestros huesos. Tu palabra es medicina y da vida y salud a todo nuestro cuerpo, y cuando escuchamos  estos versos bíblicos, tu poder sanador y la unción de tu Espiritu santo es liberado en nuestros cuerpos  atacando cualquier enfermedad, cualquier síntoma, y regenerando cualquier daño a nuestro cuerpo y a nuestro  espíritu. Gracias padre clelestial poque mientras escuchamos tu palabra: estamos siendo sanados.

 

Éxodo 15:26 NTV) Les dijo: «Si ustedes escuchan atentamente la voz del Señor su Dios y hacen lo que es correcto ante sus ojos, obedeciendo sus mandatos y cumpliendo todos sus decretos, entonces no les enviaré ninguna de las enfermedades que envié a los egipcios; porque yo soy el Señor, quien los sana»

Éxodo 23:25-26 (TLA) Adórenme, pues yo soy su Dios. Yo los bendeciré con abundantes alimentos. Nunca dejaré que se enfermen ni que mueran siendo jóvenes. Todas las mujeres de mi pueblo podrán tener hijos, y todos sus hijos nacerán bien.

 

Deuteronomio 7:15 (PDT) El SEÑOR no permitirá que te enfermes. Tú sabes lo que sucedió en Egipto, pero él no dejará que ninguna de las terribles enfermedades que tuvieron los egipcios te llegue a ti, sino hará que las sufran aquellos que te odien.

 

Deuteronomio 11:9  (NBV) Si ustedes obedecen los mandamientos, tendrán una vida larga y buena en la tierra que el Señor les prometió a sus antepasados y a sus descendientes, tierra maravillosa de la que fluye leche y miel.

 

Deuteronomio 11:21 (NVI) Así, mientras existan los cielos sobre la tierra, ustedes y sus descendientes prolongarán su vida sobre la tierra que el Señor juró a los antepasados de ustedes que les daría.

 

Deuteronomio 30:19-20 (TLA) El cielo y la tierra son testigos de que hoy les he dado a elegir entre la vida y la muerte, entre la bendición y la maldición. Yo les aconsejo a ustedes y a sus descendientes, que elijan la vida, y que amen a Dios y lo obedezcan siempre. De ustedes depende que vivan muchos años en el territorio que él prometió a Abraham, a Isaac y a Jacob, los antepasados de ustedes.

 

Deuteronomio 32:39 (TLA) ¡Dense cuenta ahora de que yo soy el único Dios! Sólo yo sano las heridas; ¡sólo yo doy la vida, y sólo yo puedo quitarla! ¡De mí no se escapa nadie!

 

Deuteronomio 33:25 (NVI) Tus cerrojos serán de hierro y bronce; ¡que dure tu fuerza tanto como tus días ¡

 

Job 5:26 (DHH) Llegarás a la vejez en pleno vigor. Otra version dice (PDT): Con pleno uso de tus facultades…

 

Salmos 6:2 (RVC) Señor, ten misericordia de mí, que estoy enfermo; sáname, pues todos mis huesos se setremecen.

 

Salmos 29:11 (NTV) El Señor le da fuerza a su pueblo (lo fortaleze); el Señor lo bendice con paz.

Salmos 30:2-3(DHH) Señor, mi Dios, te pedí ayuda, y me sanaste; tú, Señor, me salvaste de la muerte; me diste vida, me libraste de morir.

 

Salmos 41:1-4 (NBV) Dios bendice a los que son buenos con los pobres. El Señor los libra en tiempo de angustia.  Los protege y los mantiene vivos; los prospera y los libra de sus enemigos.  Los cuida en sus enfermedades, y alivia sus Dolores (restaura su salud) y (Alivia) sus preocupaciones. Oré diciendo: Señor, ten piedad y sáname, pues he pecado contra ti.

 

Salmos 43:5 (DHH) ¿Por qué voy a desanimarme?   ¿Por qué voy a estar preocupado? Mi esperanza he puesto en Dios, a quien todavía seguiré alabando. ¡Él es mi Dios y Salvador! Otras versiones dicen (RVG): El es la salud de mi semblante.

 

Salmos 91:3 (NTV) Te rescatará de toda trampa y te protegerá de enfermedades mortales.

 

Salmos 91:10 (DHH) no te sobrevendrá ningún mal ni la enfermedad llegará a tu casa…

 

Salmos 91:16 (TLA) le daré muchos años de vida, y lo haré gozar de mi salvación.

 

Samos 103:1-5 Bendice, alma mía, al Señor, y bendiga todo mi ser su santo nombre. Bendice, alma mía, al Señor, y no olvides ninguno de sus beneficios. El es el que perdona todas tus iniquidades, el que sana todas tus enfermedades; el que rescata de la fosa tu vida, el que te corona de bondad y compasión; el que colma  de bienes tus años ,para que tu juventud se renueve como el águila.

 

Salmos 107:19-20 (LBLA) Entonces en su angustia clamaron al Señory El los salvó de sus aflicciones. El envió su palabra y los sanó y los libró de la muerte.

 

Salmos 118:17 (NVI) No he de morir; he de vivir para proclamar las maravillas del Señor.

 

Salmos 147:3 (NBV) Él sana a los quebrantados de corazón y les venda las heridas…. otra version dice que Dios sanó las heridas de los que habían perdido toda esperanza. (TLA)

Proverbios 3:5-8 (LBLA) Confía en el Señor con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propio entendimiento. Reconócele en todos tus caminos, y El enderezará tus sendas. No seas sabio a tus propios ojos, teme al Señor y apártate del mal. Será medicina para tu cuerpo y refrigerio para tus huesos. Otra version dice (TLA): así te mantendrás sano y fuerte.

 

Proverbios 4:10 (DHH) Atiende a mis palabras, hijo mío, hazlas tuyas y aumentarán los años de tu vida.

 

Proverbios 4:20-23 (NTV) Hijo mío, presta atención a lo que te digo. Escucha atentamente mis palabras.No las pierdas de vista.Déjalas llegar hasta lo profundo de tu corazón, pues traen vida a quienes las encuentran y dan salud a todo el cuerpo. Sobre todas las cosas cuida tu corazón, porque este determina el rumbo de tu vida.

 

Proverbios 15:30 (NTV) Una mirada alegre trae gozo al corazón; las buenas noticias contribuyen a la buena salud. (RVC): Fortalecen los huesos.

 

Proverbios 16:24 (NBV) Las palabras amables son como la miel, endulzan el alma y dan salud al cuerpo.

 

Proverbios 17:22 (LBLA) El corazón alegre es buena medicina, pero el espíritu quebrantado seca los huesos. Otra version dice, no hay mejor medicinaque tener pensamientos alegres. Cuando se pierde el ánimo, todo el cuerpo se enferma (TLA).

 

Isaías 10:27 (DHH) En ese día se te quitará la carga que han puesto sobre tus espaldas, y será quebrado el yugo que te han puesto en la nuca.

 

Isaías 32:3-4 (NBLH) No se cegarán entonces los ojos de los que ven, Y los oídos de los que oyen escucharán. El corazón de los imprudentes discernirá la verdad, Y la lengua de los tartamudos se apresurará a hablar claramente.

 

Isaías 35:5 (TLA) Entonces se abrirán los ojos de los ciegos y se destaparán los oídos de los sordos.

 

Isaías 38:16-17 (NTV) Señor, tu disciplina es buena, porque lleva a la vida y a la salud. ¡Tú restauras mi salud y me permites vivir! Sí, esta angustia ha sido buena para mí, porque me has rescatado de la muerte y has perdonado todos mis pecados.

 

Isaías 38:20 (NBV) ¡Quién lo dijera! ¡El Señor me sanó! De hoy en adelante entonaré en el templo cánticos de alabanza cada día, con acompañamiento de orquesta.

 

Isaías 40:29-31 (NVI) Él fortalece al cansado y acrecienta las fuerzas del débil. Aun los jóvenes se cansan, se fatigan,  y los muchachos tropiezan y caen; pero los que confían en el Señor renovarán sus fuerzas; volarán como las águilas: correrán y no se fatigarán, caminarán y no se cansarán.

 

Isaías 41:10 (LBLA) No temas, porque yo estoy contigo; no te desalientes, porque yo soy tu Dios. Te fortaleceré, ciertamente te ayudaré, sí, te sostendré con la diestra de mi justicia.

 

Isaías 46:4 (DHH) y seguiré siendo el mismo cuando sean viejos; cuando tengan canas, todavía los sostendré. Yo los hice, y seguiré cargando con ustedes; yo los sostendré y los salvaré.

 

Isaías 53: 4-5 (TLA) A pesar de todo esto, él cargó con nuestras enfermedades y soportó nuestros dolores. Nosotros pensamosque Dios lo había herido y humillado. Pero él fue herido por nuestras rebeliones, fue golpeado por nuestras maldades; Él sufrió en nuestro lugar, y gracias a sus heridas recibimos la paz y fuimos sanados.

 

Isaías 57:18-19 (NBV) He visto lo que hacen, y sin embargo los sanaré, guiaré y consolaré, ayudándoles a llorar por sus pecados y a confesarlos.  ¡La paz, la paz esté con ellos, los cercanos y los lejanos, pues a todos los sanaré!

 

Isaías 58:7-8 (NTV) Compartan su comida con los hambrientos y den refugio a los que no tienen hogar; denles ropa a quienes la necesiten y no se escondan de parientes que precisen su ayuda. Entonces su salvación llegará como el amanecer, y sus heridas sanarán con rapidez (LBLA: tu recuperación brotará con rapidez); su justicia los guiará hacia adelante y atrás los protegerá la gloria del Señor.

Isaías 61:1  (DHH) El espíritu del Señor está sobre mí, porque el Señor me ha consagrado; me ha enviado a dar buenas noticias a los pobres, a aliviar a los afligidos, a anunciar libertad a los presos, libertad a los que están en la cárcel.

 

Jeremías 17:14 (NVI) Sáname, Señor, y seré sanado; sálvame y seré salvado, porque tú eres mi alabanza.

 

Jeremías 30:17 (LBLA) “Porque yo te devolveré la salud, y te sanaré de tus heridas” —declara el Señor.

 

Jeremías 33:6 (LBLA) He aquí, yo le traeré salud y sanidad; los sanaré y les revelaré abundancia de paz y de verdad.

 

Ezequiel 34:16 (TLA) Yo cuidaré de mi pueblo como cuida un buen pastor a sus ovejas. Mi pueblo anda perdido, pero yo lo buscaré. Se ha apartado del camino, pero yo lo haré volver.  Anda herido, pero yo vendaré sus heridas.  Está débil, pero yo le daré fuerzas. Y aun cuando esté gordo y fuerte, cuidaré de él.

 

Ezequiel 37:5 (TLA) Dios me dio entonces esta orden:—Diles de mi parte a estos huesos que presten atención a este mensaje: “Huesos secos, yo voy a soplar en ustedes, para que reciban el aliento de vida y revivan”

 

Amós 5:4 (NBV) El Señor le dice al pueblo de Israel: Acudan a mí y yo protegeré sus vidas.

 

Malaquías 4:2 (DHH) Pero para ustedes que me honran, mi justicia brillará como la luz del sol, que en sus rayos trae salud. Y ustedes saltarán de alegría como becerros que salen del establo.

 

Mateo 4:23 (NBV) Jesús recorrió toda Galilea enseñando en las sinagogas, proclamando las buenas noticias del reino y sanando las enfermedades y dolencias de la gente.

 

Mateo 8:1-3 (NBV) Jesús descendía de la colina seguido de una multitud inmensa  cuando, de pronto, un leproso se le acercó y se puso de rodillas ante él.―Señor —suplicó el leproso—, si quieres, puedes curarme. Jesús, extendiendo la mano, lo tocó y le dijo:―Quiero. ¡Ya estás curado! E instantáneamente la lepra desapareció.

 

Mateo 8:13 (PDT) Entonces Jesús le dijo al capitán:—Ve a tu casa, tu siervo sanará así como creíste. Y en ese mismo instante el siervo fue sanado.

 

Mateo 8:16-17  (TLA) Al anochecer, la gente llevó a muchas personas que tenían demonios.  Jesús echó a los demonios con una sola palabra, y también sanó a todos los enfermos que estaban allí. Así, Dios cumplió su promesa, tal como lo había anunciado el profeta Isaías en su libro: «Él nos sanó de nuestras enfermedades»

 

Mateo 9:27-35 (NVI) Al irse Jesús de allí, dos ciegos lo siguieron, gritándole:—¡Ten compasión de nosotros, Hijo de David! Cuando entró en la casa, se le acercaron los ciegos, y él les preguntó: ¿Creen que puedo sanarlos?—Sí, Señor —le respondieron. Entonces les tocó los ojos y les dijo: Que se haga con ustedes conforme a su fe. Y recobraron la vista. Jesús les advirtió con firmeza: Asegúrense de que nadie se entere de esto. Pero ellos salieron para divulgar por toda aquella región la noticia acerca de Jesús. Mientras ellos salían, le llevaron un mudo endemoniado.  Así que Jesús expulsó al demonio, y el que había estado mudo habló. La multitud se maravillaba y decía: «Jamás se ha visto nada igual en Israel».

 

Mateo 9:35 (LBLA) Y Jesús recorría todas las ciudades y aldeas, enseñando en las sinagogas de ellos, proclamando el evangelio del reino y sanando toda enfermedad y toda dolencia.

 

Mateo 10:1 (NVI) Reunió a sus doce discípulos y les dio autoridad para expulsar a los espíritus malignos y sanar toda enfermedad y toda dolencia.

 

Mateo 12:15 (TLA) Al enterarse Jesús de lo que planeaban los fariseos, se fue de allí, y mucha gente lo siguió. Jesús sanó a todos los que estaban enfermos.

 

 Mateo 14:14 (TLA) Jesús bajó de la barca y vio que allí había una gran cantidad de gente. Entonces tuvo compasión de ellos y sanó a todos los que estaban enfermos.

 

Mateo 14:36 (TLA) Y le rogaban que al menos los dejara tocar el borde de su manto. ¡Y todos los enfermos que tocaron el manto de Jesús quedaron sanos!

 

Mateo 18:18-19 (NVI) Les aseguro que todo lo que ustedes aten en la tierra quedará atado en el cielo, y todo lo que desaten en la tierra quedará desatado en el cielo. Además les digo que, si dos de ustedes en la tierra se ponen de acuerdo sobre cualquier cosa que pidan, les será concedida por mi Padre que está en el cielo.

 

Mateo 18:18-19 (TLA) Les aseguro que cualquier cosa que ustedes prohíban aquí en la tierra, desde el cielo Dios la prohibirá. Y cualquier cosa que ustedes permitan, también Dios la permitirá. Les aseguro que si dos de ustedes se ponen de acuerdo, aquí en la tierra, para pedirle algo a Dios que está en el cielo, él se lo dará.

 

Mateo 21:22 (TLA) Les aseguro que si ustedes tienen confianza y no dudan del poder de Dios, todo lo que pidan en sus oraciones sucederá. Hasta podrían hacer lo mismo que yo hice con la higuera, y más todavía. Si le dijeran a esta montaña: “Quítate de aquí y échate en el mar”, ella los obedecería.

 

Marcos 5:25-34 (DHH) Entre la multitud había una mujer que desde hacía doce años estaba enferma, con derrames de sangre.  Había sufrido mucho a manos de muchos médicos, y había gastado todo lo que tenía, sin que le hubiera servido de nada. Al contrario, iba de mal en peor. Cuando oyó hablar de Jesús, esta mujer se le acercó por detrás, entre la gente, y le tocó la capa. Porque pensaba: «Tan sólo con que llegue a tocar su capa, quedaré sana». Al momento, el derrame de sangre se detuvo, y sintió en el cuerpo que ya estaba curada de su enfermedad.  Jesús, dándose cuenta de que había salido poder de él, se volvió a mirar a la gente, y preguntó: ¿Quién me ha tocado la ropa? Sus discípulos le dijeron: Ves que la gente te oprime por todos lados, y preguntas “¿Quién me ha tocado?”. Pero Jesús seguía mirando a su alrededor, para ver quién lo había tocado. Entonces la mujer, temblando de miedo y sabiendo lo que le había pasado, fue y se arrodilló delante de él, y le contó toda la verdad. Jesús le dijo: Hija, por tu fe has sido sanada. Vete tranquila y curada ya de tu enfermedad.

Marcos 7:37 (NTV) Todos quedaron completamente asombrados y decían una y otra vez: «Todo lo que él hace es maravilloso. Hasta hace oír a los sordos y da la capacidad de hablar al que no puede hacerlo»

 

Marcos 9:15-29 (TLA) Al ver a Jesús, la gente se puso muy contenta, pues no esperaban verlo. Todos corrieron a saludarlo. Jesús les preguntó: ¿Qué es lo que discuten entre ustedes? Uno de los que estaban allí le dijo: Maestro, te traje a mi hijo, pues tiene un espíritu malo que no lo deja hablar. Cuando el espíritu entra en mi hijo, él se cae al suelo y empieza a echar espuma por la boca. Sus dientes empiezan a rechinar y él se queda rígido. Les pedí a tus discípulos que expulsaran de mi hijo a ese espíritu malo, pero no han podido. Jesús les dijo: ¿Por qué no han aprendido a confiar en Dios? ¿Acaso no pueden hacer nada sin mí? ¿Cuándo van a aprender? ¡Tráiganme aquí al muchacho! Enseguida se lo llevaron. Cuando el espíritu malo vio a Jesús, empezó a sacudir al muchacho con gran fuerza. El joven cayó al suelo y empezó a echar espuma por la boca. Jesús le preguntó al padre: ¿Desde cuándo le pasa esto? El padre respondió: Desde que era pequeño.  Desde entonces, el espíritu malo siempre ha querido matarlo, y lo arroja al fuego o al agua. Por favor, haz algo para ayudarnos. ¡Ten compasión de nosotros! Jesús le preguntó: ¿Puedes confiar en Dios? Para el que confía en él, todo es posible.

 Enseguida el padre gritó—Sí, confío en Dios. ¡Ayúdame a confiar más en él! Cuando Jesús vio que se estaba juntando mucha gente a su alrededor, reprendió al espíritu malo y le dijo: Espíritu malvado, que impides hablar a este joven, ¡te ordeno que salgas y no vuelvas a entrar en él! El espíritu malo gritó, haciendo que el muchacho sufriera otro ataque. Luego salió y lo dejó como muerto. Mucha gente decía: « ¡Está muerto!»  Pero Jesús tomó al joven por la mano y lo ayudó a levantarse. Más tarde, cuando Jesús regresó a casa, los discípulos lo llevaron aparte y le preguntaron: ¿Por qué nosotros no pudimos expulsar a ese espíritu? Jesús les contestó: Esta clase de espíritu malo sólo se puede expulsar por medio de la oracion. Otras versions dicen por, medio de ayuno. (JBS) (RV1960)

 

Marcos 11:23-24 (TLA) Les aseguro que, si tienen confianza y no dudan del poder de Dios, todo lo que pidan en sus oraciones sucederá. Si le dijeran a esta montaña: “Quítate de aquí y échate en el mar”, así sucedería. Sólo deben creer que ya está hecho lo que han pedido.

 

Marcos 16:17-18 (PDT) Y estas señales acompañarán a los que hayan creído: expulsarán demonios en mi nombre y hablarán en otros idiomas sin haberlos aprendido. También tomarán serpientes en las manos y si llegan a tomar veneno, no les hará daño. Además podrán sanar a los enfermos tocándolos con las manos»

 

Lucas 4:18 (NVI) «El Espíritu del Señor está sobre mí, por cuanto me ha ungido para anunciar buenas nuevas a los pobres. Me ha enviado a proclamar libertad a los cautivos y dar vista a los ciegos, a poner en libertad a los oprimidos.

 

Lucas 6:19 (TLA) Todos querían tocar a Jesús, porque sabían que el poder que salía de él los sanaría.

 

Lucas 9:1 (LBLA) Reuniendo a los doce, les dio poder y autoridad sobre todos los demonios y para sanar enfermedades.

 

Lucas 10:19 (DHH) Yo les he dado poder a ustedes para caminar sobre serpientes y alacranes, y para vencer toda la fuerza del enemigo, sin sufrir ningún daño.

 

Lucas 13:10-12 (LBLA) Jesús estaba enseñando en una de las sinagogas un día de reposo, y había allí una mujer que durante dieciocho años había tenido una enfermedad causada por un espíritu; estaba encorvada, y de ninguna manera se podía enderezar. Cuando Jesús la vio, la llamó y le dijo: Mujer, has quedado libre de tu enfermedad. Y puso las manos sobre ella, y al instante se enderezó y glorificaba a Dios.

 

Juan 10:10 (LBLA) El ladrón sólo viene para robar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia.

 

Juan 11:25 (TLA) A esto Jesús respondió: Yo soy el que da la vida y el que hace que los muertos vuelvan a vivir. Quien pone su confianza en mí, aunque muera, vivirá.

 

Juan 14:12-14 (RVC) De cierto, de cierto les digo: El que cree en mí, hará también las obras que yo hago; y aun mayores obras hará, porque yo voy al Padre.  Y todo lo que pidan al Padre en mi nombre, lo haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Si algo piden en mi nombre, yo lo haré.

 

Juan 15:7 (DHH) Si ustedes permanecen unidos a mí, y si permanecen fieles a mis enseñanzas, pidan lo que quieran y se les dará.

 

Juan 16:23-24 (PDT) En ese día ustedes no me harán más preguntas. Les digo la verdad: mi Padre les dará cualquier cosa que le pidan en mi nombre. Hasta ahora ustedes no han pedido nada en mi nombre. Pidan y recibirán para que así estén llenos de alegría.

Hechos 3:16 (DHH) Lo que ha hecho cobrar fuerzas a este hombre que ustedes ven y conocen, es la fe en el nombre de Jesús. Esa fe en Jesús es la que lo ha hecho sanar completamente, como todos ustedes pueden ver.

 

Hechos 4:30 (NTV) Extiende tu mano con poder sanador; que se hagan señales milagrosas y maravillas por medio del nombre de tu santo siervo Jesús.

 

Hechos 9:32-34 (TLA) Pedro viajaba por muchos lugares, para visitar a los seguidores del Señor Jesús. En cierta ocasión, pasó a la ciudad de Lida, para visitar a los miembros de la iglesia en ese lugar. Allí conoció a un hombre llamado Eneas, que desde hacía ocho años estaba enfermo y no podía levantarse de su cama. Pedro le dijo: «Eneas, Jesús el Mesías te ha sanado. Levántate y arregla tu cama». Al instante, Eneas se levantó.

 

Hechos 10:38  (RVC) Ese mensaje dice que Dios ungió a Jesús de Nazaret con el Espíritu Santo y con poder, y que él anduvo haciendo el bien y sanando a todos los que estaban oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con él.

 

Hechos 19:11-12 (NVI) Dios hacía milagros extraordinarios por medio de Pablo, a tal grado que a los enfermos les llevaban pañuelos y delantales que habían tocado el cuerpo de Pablo, y quedaban sanos de sus enfermedades, y los espíritus malignos salían de ellos.

 

Romanos 8:11 (RVC) Y si el Espíritu de aquel que levantó de los muertos a Jesús vive en ustedes, el que levantó de los muertos a Cristo Jesús también dará vida a sus cuerpos mortales por medio de su Espíritu que vive en ustedes.

 

Romanos 8:28 (NBV) Además, sabemos que si amamos a Dios, él hace que todo lo que nos suceda sea para nuestro bien. Él nos ha llamado de acuerdo con su propósito.

 

1 Corintios 12:8-10 (TLA) A algunos, el Espíritu les da la capacidad de hablar con sabiduría, a otros les da la capacidad de hablar con mucho conocimiento,  a otros les da una gran confianza en Dios, y a otros les da el poder de sanar a los enfermos. Algunos reciben el poder de hacer milagros, y otros reciben la autoridad de hablar de parte de Dios. Unos tienen la capacidad de reconocer al Espíritu de Dios, y de descubrir a los espíritus falsos. Algunos pueden hablar en idiomas desconocidos, y otros pueden entender lo que se dice en esos idiomas.

 

Gálatas 3:13 (TLA) Pero Cristo prefirió recibir por nosotros la maldición que cae sobre el que no obedece la ley. De ese modo nos salvó. Porque la Biblia dice: «Dios maldecirá a cualquiera que muera colgado de un madero».

 

Gálatas 3:26 (TLA) Ustedes han confiado en Jesucristo, y por eso todos ustedes son hijos de Dios.

 

Gálatas 4:6 (DHH) Y porque ya somos sus hijos, Dios mandó el Espíritu de su Hijo a nuestros corazones; y el Espíritu clama: «¡Abbá! ¡Padre!»

 

Efesios 3:20 (TLA) Dios tiene poder para hacer mucho más de lo que le pedimos. ¡Ni siquiera podemos imaginar lo que Dios puede hacer para ayudarnos con su poder!

 

Efesios 6:2-3 (NTV) «Honra (la vesion ERV  dice respeta) a tu padre y a tu madre». Ese es el primer mandamiento que contiene una promesa: si honras a tu padre y a tu madre, «te irá bien y tendrás una larga vida en la tierra»

 

Filipenses 4:13 (TLA) Cristo me da fuerzas para enfrentarme a toda clase de situaciones.

 

1 Tesalonicenses 5:23 (DHH)(NBV) Que Dios mismo, el Dios de paz, los haga a ustedes perfectamente santos, y les conserve todo su ser, espíritu, alma y cuerpo, sin defecto alguno (sin culpa), para la venida de nuestro Señor Jesucristo.

 

Hebreos 11:6 (RVC) Sin fe es imposible agradar a Dios, porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que él existe, y que sabe recompensar a quienes lo buscan.

 

Santiago 5:14-16 (PDT) Si alguno está enfermo, que haga llamar a los ancianos líderes de la iglesia para que oren por él y para que lo unjan con aceite en el nombre del Señor. Si esa oración es hecha con fe, sanará al enfermo y el Señor lo levantará. Si ha pecado, el Señor lo perdonará.Por eso, confiésense sus pecados unos a otros, y luego oren unos por otros. Hagan eso para que Dios los sane. La oración de quien está bien con Dios es poderosa y efectiva.

 

1 Pedro 2:24 (TLA) Cristo hizo suyos nuestros pecados, y por eso murió en la cruz. Lo hizo para que nosotros dejemos por completo de hacer el mal, y vivamos haciendo el bien. Cristo fue herido para que ustedes fueran sanados.

 

3 Juan 1: 2 (LBLA) (BLPH) Amado, ruego que seas prosperado en todo así como prospera tu alma (tu espiritu), y que tengas buena salud.

 

Éxodo 23:25-26 (DHH) Adora al Señor tu Dios, y él bendecirá tu pan y tu agua». Yo alejaré de ti la enfermedad, y haré que no mueras antes de tiempo,

 

Salmos 30:2 (NTV) Oh Señor, mi Dios, clamé a ti por ayuda, y me devolviste la salud.

 

Salmos 41:1-4 (NTV) ¡Qué alegría hay para los que tratan bien a los pobres! El Señor los rescata cuando están en apuros. El Señor los protege  y los mantiene con vida; los prospera en la tierra y los rescata de sus enemigos. El Señor los atiende cuando están enfermosy les devuelve la salud. «Oh Señor, ten misericordia de mí —pedí en oración—, sáname, porque contra ti he pecado».

 

Salmos 103:1-5(NBV) Alaba, alma mía al Señor; alabe todo mi ser su santo nombre.  Alaba, alma mía, al Señor, y no olvides ninguna de las cosas buenas que él te da.  Él perdona todos tus pecados y sana todas tus enfermedades, y rescata tu vida del sepulcro. Te rodea de tierno amor y misericordia.  Llena tu vida de cosas buenas. Te rejuvenece como a las águilas.

 

Salmos 107:17-21 (TLA) Nuestros abuelos fueron tan rebeldes que se portaron como unos tontos; sufrieron mucho por su maldad.¡Tan enfermos se pusieron que al ver la comida vomitaban! Llenos de angustia, oraron a Dios, y él los salvó de su aflicción; con sólo una orden los sanó. ¡Así los salvó de la muerte! ¡Demos gracias a Dios por su amor, por todo lo que ha hecho en favor nuestro!

 

Salmos 118:17 (NBLA) No moriré, sino que viviré, Y contaré las obras del Señor.

 

Proverbios 4:10 (NTV) Hijo mío, escúchame y haz lo que te digo, y tendrás una buena y larga vida.

 

Proverbios 16:24(Spanish) (JBS) Panal de miel son los dichos suaves; suavidad al alma y medicina a los huesos.

 

Isaías 38:16-17 (DHH) Aquellos a quienes el Señor protege, vivirán, y con todos ellos viviré yo.Tú me has dado la salud, me has devuelto la vida. Mira, en vez de amargura, ahora tengo paz.Tú has preservado mi vida de la fosa destructora, porque has perdonado todos mis pecados.

 

Isaías 41:10 (BLP)(LBLA)(NTV) No temas, que estoy contigo; no te angusties (desalientes), que soy tu Dios.Te doy fuerza y voy a ayudarte, te sostiene mi diestra salvadora (mi mano derecha victoriosa)

 

Isaías 53:4-5 (NBLA)(RV1960) Ciertamente El llevó nuestras enfermedades, Y cargó con nuestros dolores. Con todo, nosotros Lo tuvimos por azotado. Por herido de Dios y afligido. Pero El fue herido (traspasado) por nuestras transgresiones, molido por nuestras iniquidades. El castigo, por nuestra paz, cayó sobre El, Y por Sus heridas (llagas) hemos sido sanados.

 

Isaías 57:18-19 (PDT) He visto sus caminos, pero los voy a curar. Los guiaré y los reconfortaré a ellos y a los que compartieron su dolor. Pondré palabras de alabanza en sus labios. Les daré paz a los que están lejos y a los que están cerca, y los sanaré, dice el SEÑOR.

 

Isaías 57:18-19 (RVC) Ya he visto el camino que siguen, pero a pesar de eso los sanaré y los consolaré; a ellos y a los que lloran los dirigiré, y haré que con sus labios digan: “Paz al que está lejos; paz al que está cerca”. Yo, el Señor, prometo que los sanaré».

 

Jeremías 17:14 (NBV) ¡Señor, sólo tú puedes sanarme, sólo tú puedes salvarme de todos los peligros, por eso toda la gratitud de mi corazón es sólo para ti!

 

Jeremías 17:14 (NTV) Señor, si me sanas, seré verdaderamente sano; me salvas, seré verdaderamente salvo.   ¡Mis alabanzas son solo para ti!

 

Jeremías 33:6 (NVI) Sin embargo, les daré salud y los curaré; los sanaré y haré que disfruten de abundante paz y seguridad.

 

Mateo 8:16-17 (NTV) Aquella noche, le llevaron a Jesús muchos endemoniados. Él expulsó a los espíritus malignos con una simple orden y sanó a todos los enfermos. Así se cumplió la palabra del Señor por medio del profeta Isaías, quien dijo: Se llevó nuestras enfermedades y quitó nuestras dolencias.

 

Mateo 21:22 (RVC) Si ustedes creen, todo lo que pidan en oración lo recibirán.

 

Marcos 11:24 (DHH) Por eso les digo que todo lo que ustedes pidan en oración, crean que ya lo han conseguido, y lo recibirán.

 

Marcos 16:17-18  (DHH) Y estas señales acompañarán a los que creen: en mi nombre expulsarán demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes; y si beben algo venenoso, no les hará daño; además pondrán las manos sobre los enfermos, y éstos sanarán.»

 

Juan 5:14 (LBLA) Después de esto Jesús lo halló en el templo y le dijo: Mira, has sido sanado; no peques más, para que no te suceda algo peor.

 

Mateo 12:13 (RVA-2015) Entonces dijo a aquel hombre: Extiende tu mano. Él la extendió, y su mano fue restaurada sana como la otra.

 

Mateo 12:22(RVA-2015) Entonces fue traído a él un endemoniado, ciego y mudo; y lo sanó, de manera que el mudo hablaba y veía.

Mateo 15:30 (RVA 2015) Entonces se acercaron a él grandes multitudes que tenían consigo cojos, ciegos, mancos, mudos y muchos otros enfermos. Los pusieron a los pies de Jesús, y él los sanó.

 

Mateo 17:18 (RVA-2015)   Jesús le reprendió, y el demonio salió de él; y el niño fue sanado desde aquella hora.

 

Mateo 19:2 (RVA-2015)  Grandes multitudes lo siguieron, y las sanó allí.

 

Mateo 21:14(RVA-2015)   Entonces ciegos y cojos vinieron a él en el templo, y él los sanó.

 

Marcos 1:30-31(RVA-2015) La suegra de Simón estaba en cama con fiebre; y de inmediato le hablaron de ella. Él se acercó a ella, la tomó de la mano y la levantó. Y le dejó la fiebre.

 

Marcos 10:51-52 (RVA-2015) Y Jesús le respondió diciendo: ¿Qué quieres que te haga? El ciego le dijo: Rabí, que yo recobre la vista. Jesús le dijo: Vete. Tu fe te ha salvado. Al instante recobró la vista y seguía a Jesús en el camino.

 

Lucas 7:21(RVA-2015) En aquella hora Jesús sanó a muchos de enfermedades, de plagas y de espíritus malos; y a muchos ciegos les dio la vista.

 

Lucas 17:12-14(RVA-2015) Cuando entró en una aldea, salieron a su encuentro diez hombres leprosos los cuales se pararon de lejos y alzaron la voz diciendo: ¡Jesús, Maestro, ten misericordia de nosotros! Cuando él los vio, les dijo: Vayan, muéstrense a los sacerdotes. Aconteció que, mientras iban, fueron limpiados.

 

Lucas 22:49-51 (RVA-2105) Y uno de ellos hirió a un siervo del sumo sacerdote y le cortó la oreja derecha. Entonces respondiendo Jesús, dijo: ¡Basta de esto! Y tocando su oreja, lo sanó.

 

Juan 4:49-51(RVA-2015) El oficial del rey le dijo: Señor, desciende antes que muera mi hijo. Jesús le dijo: Ve, tu hijo vive. El hombre creyó la palabra que Jesús le dijo y se puso en camino. Mientras todavía descendía, sus siervos salieron a recibirlo diciendo que su hijo vivía.

 

Juan 5:8-9(NVI)   Jesús le dijo: Levántate, toma tu cama y anda. Y en seguida el hombre fue sanado, tomó su cama y anduvo. Y aquel día era sábado.

 

Juan 9:6-7 (LBLA) Dicho esto, escupió en tierra, hizo lodo con la saliva y con el lodo untó los ojos del ciego. Y le dijo: Ve, lávate en el estanque de Siloé (que significa enviado). Por tanto fue, se lavó y regresó viendo.

 

Lucas 10:19 (TLA) Yo les he dado poder para que ni las serpientes ni los escorpiones les hagan daño, y para que derroten a Satanás, su enemigo.

 
 
 
 
 
 
 
 
Bible Text

Versículos bíblicos que TODOS debemos  conocer

Todos  debemos conocer lo que dicen la escrituras Bíblicas. Esto es  en  realidad, un asunto de vida o muerte y en la Biblia hay un verso en especial que absolutamente todos deben o debemos conocer, y tenerlo  siempre presente. Especialmente en estos tiempos que nos tocó vivir y por supuesto  en el futuro a medida que nos acercamos al final de los tiempos.

 Este verso lo encontramos en Romanos 10:13 (LBLA)  y dice: “porque: Todo aquel que invoque el nombre del Señor será salvo”. El apóstol Pablo citó este verso de Joel 2:31-32 (RVC)  donde dicen las escrituras hablando de los últimos tiempos: “El sol se convertirá en tinieblas, y la luna en sangre, antes de que venga el día grande y terrible (una versión dice:  dia espantoso) del Señor. Y todo aquel que invoque el nombre del Señor será salvo, y entre ellos estará el remanente al cual el Señor ha llamado, porque en el monte de Sión y en Jerusalén habrá salvación (Otras versiones  dicen:  habrá escape), tal y como el Señor lo ha dicho.

 Hechos, 2:20-21 (RV1960)  También dice: El sol se convertirá en tinieblas,(Parece un eclipse total del sol) Y la luna en sangre (Parece un  eclipse  total de luna roja), Antes que venga el día del Señor, Grande y manifiesto; Y todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo.

Invocar es  llamar a alguien, y para  llamar a alguien tiene que ser  definitivament audible.  Asi que de acuerdo a este verso, solo necesitamos decir, invocar, o llamar el nombre  del  Señor de manera audible para ser salvos.

El nombre del Señor  en Hebreo se escribe YHWH. Unas traducciones lo llaman Yahvéh, Yahweh, Jehová, o Yahova; y en el Nuevo testament,   Jesús tambien es el Señor. En Hebreo es  Yeshúa o yeshua, o Jesús en Inglés.

Por ejemplo:  Joel 2:32 en la version Reina-Valera 1960 dice: Y todo aquel que invocare el nombre de Jehová será salvo.

La version World English Bible y la  Biblia Kadosh Israelita Mesiánica dicen que todo  aquel que invoque el nombre de YAHWEH  será salvo.

Romanos 10:9-13(RCV) Dice: «Si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor, y crees en tu corazón que Dios lo levantó de los muertos, serás salvo.»  Porque con el corazón se cree para alcanzar la justicia, pero con la boca se confiesa para alcanzar la salvación. Pues la Escritura dice: «Todo aquel que cree en él, (Jesús)  no será defraudado.»  Porque no hay diferencia entre el que es judío y el que no lo es, pues el mismo que es Señor de todos, es rico para con todos los que lo invocan,  porque todo el que invoque el nombre del Señor (oseas de Jesús) será salvo.

Oremos:

Dios Eterno y Padre Celestial:  LLenamos tu trono de alabanza y  agradecimiento  por esta promesa y provisión de salvación  tan maravillosa de que todo aquel que invoque tu nombre será salvo.

Tu  amor, tu misericordia, tu gracia, tu favor, y tu provisión para con todos nosotros,   tanto en estos tiempos  como en el tiempo venidero, no tienen límite y es hasta  dificil para nosotros  de comprender y asimilar. Pero sabemos sin duda alguna que tu cumples todas tus promesas y las cumples  al pie de la letra.

Hoy invocamos tu nombre Señor. Nostoros glorificamos tu nombre  y  y te alabamos, adoramos te damos toda la honra desde ahora y para siempre.

Ayúdanos Señor a apartarnos de toda maldad desde hoy mismo. Endereza nuestros caminos, guía  nuestros pasos, límpianos, purifícanos, santifícanos y llénanos de tu Espíritu Santo. Prepáranos para la venida de nuestro Señor Jesuscristo. Prepáranos para ese dia grande, espantoso ,y manifiesto. 

 

Dia terrible: Dia del juicio del Señor. Has que ese dia sea para nosotros un dia maravilloso, un dia grandioso. Tu eres  capaz de cuidarnos para que no caigamos, y puedes también hacernos entrar a tu presencia gloriosa con gran alegría y sin falta alguna de acuerdo a Judas 1:24 (PDT).

 

Haznos  oír cada mañana acerca de tu amor inagotable,  porque en ti confíamos. Muéstranos  por dónde debemos  andar, porque a ti nos  entregamos Salmos 143:8 (NTV).

Hoy hemos orado en el poderoso  nombre de  tu hijo Jesús,


Amén

 
Hiking in Nature

Oración contra parkinson

Amado padre celestial y único Dios verdadero: El Dios de la biblia. Tuyo señor es el esplendor y la majestad. Tuya es la fortaleza, el poder, el honor, la  alabanza y la gloria.

Hoy  nos humillamos delante de ti reconociendo que somos una generación obstinada y rebelde;  pero lo reconocemos y  te pedimos perdón señor. Te pedimos un corazón  fiel, sincero, obediente,  leal,  e incondicional. Un corazón totalmente rendido a ti. Salmos 119:73 (PDT) Tus manos Señor  nos crearon, tú nos formaste;  ayúdanos  ahora Señor  a aprender y a entender tus mandamientos.

Amado Jesús, Mateo 4:23-24 (RV1960) dice que tú recorriste  toda Galilea, enseñando en las sinagogas de ellos, y predicando el evangelio del reino, y sanando toda enfermedad y toda dolencia en el pueblo. Las  escrituras no dicen que tú sanabas  algunas enfermedades y dolencias. Las escrituras dicen que tú las sanabas todas. El verso 24 dice que te trajeron todos los que tenían dolencias, los afligidos por diversas enfermedades y tormentos,  te traían los endemoniados, los lunáticos (PDT: epilépticos) y paralíticos; y dicen las escrituras que tú los sanaste. 

Y tu dijiste en Juan 14:12 (LBLA)  que el que cree en ti, las obras que tu hiciste, las hará también; y aún mayores que las que hiciste, porque tú fuiste al Padre.  Y además  hiciste énfasis en esta promesa al repetir, “”En verdad, en verdad os digo”.

Nosotros señor creemos en ti, creemos que sanates a todos los enfermos  así como lo dicen las escrituras, y  también creemos en tus promesas. Y hoy señor clamamos a tu nombre orando en contra de la enfermedad  de Parkinson. Tu señor conoces por  nombre  a todas las personas que están siendo afectadas por esta enfermedad. Nosotros llenamos  tu trono de alabanza y agradecimiento porque de la misma manera que sanaste en el pasado,  sigues sanando hoy.

Tu  señor diseñaste  la conexión entre el cuerpo y la mente; y esa conexión es un es un punto ciego en la ciencia. La ciencia no tiene  todas las respuestas acerca del Parkinson,  pero tú sí. Porque tu diseñaste y creaste  nuestros cerebros, nuestras mentes  y nuestros cuerpos.

Jesús, Lucas 9:1 (LBLA) dice que tu  reuniste a los doce, les diste  poder y autoridad sobre todos los demonios y para sanar enfermedades. Los discípulos originales ya no están aquí en la tierra señor,  pero sabemos  que esta autoridad  fue otorgada a  ellos y a  los discípulos después de ellos, y nosotros señor  somos tus seguidores. Somos los discípulos de este tiempo  y reconocemos   que vivimos en  una hora señalada,   y que somos la iglesia de los últimos tiempos;  y que así como lo prometiste hemos de ver y de hacer cosas mayores de las que tú hiciste,  para  la gloria de tu nombre y la manifestación de tu reino aquí en la tierra.

Jesús: hoy usamos la autoridad  y el poder  que nos otorgaste sobre todos los demonios  y   para sanar enfermedades y en tu poderoso nombre maldecimos el Parkinson así como tú  maldijiste  la higuera y se secó.  Hoy Expulsamos en el poderoso nombre de Jesús espíritus inmundos de Parkinson y toda enfermedad en el sistema neurológico, en el sistema nervioso, y en todo el cuerpo.

Declaramos en el nombre de Jesús que toda  asignación  de muerte prematura, robo, y destrucción ha sido cancelada en este instante. Hoy  mandamos  a todo espíritu de Parkinson, de enfermedad y dolencia al lago de fuego sin retorno en el poderos nombre de Jesús.

Cortamos toda maldición y cancelamos toda asignación demoniaca  de  tormento,  aflicción,  esclavitud, cautiverio,  enfermedad, dolencias, destrucción, robo, saqueo,  y muerte prematura en el nombre de Jesús.

Le  ordenamos  a las  frecuencias eléctricas y químicas en cada célula de todo el cuerpo para que estén  en armonía y equilibrio exactamente como Dios lo diseño;  y les ordenamos digerir todas  las células malas en el  poderoso  de nombre de Jesús

Prohibimos de acuerdo con Mateo 16:19 (TLA) muerte o pérdida  de células en el cerebro, daño a neurotransmisores,  y   déficit de dopamina. Porque nuestros cerebros fueron diseñados  por el Dios del universo  para producir dopamina. Así que  a partir de  hoy, los  niveles adecuados de dopamina son restaurados en el nombre de Jesús.

Prohibimos en el nombre de Jesús acumulación anormal de proteínas , disfunción neural, alteraciones   cognitivas , trastornos  de  habilidades motoras,  temblores , contracciones, movimientos repentinos, inestabilidad postural,  problemas de equilibrio, rigidez , dolores musculares, fatiga, somnolencia, estreñimiento, mareos, perdida del olfato, pérdida de memoria,  problemas de concentración, trastornos del habla, colapso mental, trastornos en la percepción, y  alteraciones del comportamiento. Prohibimos recurrencia de síntomas en el nombre de Jesús.

Expulsamos en el nombre de Jesús  toda tristeza, intranquilidad,  depresión, preocupación, decadencia, debilidad, impotencia, desanimo, frustración, ansiedad,  miedos, temores,  e inquietud.

Oramos señor para que remuevas  de tus hijos rechazo, abandono, desesperanza, y preocupación obsesiva por errores pasados. Pedimos señor  sanidad divina total y permanente, deseos de vivir, sueños, aspiraciones, planes  y proyectos con objetivos para el futuro,  fe, paz, esperanza, gozo, alegría, motivación, plenitud, propósito  y  satisfacción, te lo pedimos en el nombre de tu hijo  Jesús.

Oramos Señor de acuerdo con  Joel  2:25(NTV)  para que  restituyas   todo  lo que las personas afectada por parkinson y sus familias  han perdido  por causa de esta enfermedad. Redime Señor y restituye  toda pérdida de tiempo y de ingresos: todo lo que  se llevaron espíritus de robo y de saqueo  o todo lo que  el pulgón, el saltamontes, la langosta y la oruga devoraron. Restaura completamente  señor la salud de tus hijos. Que sus vidas vuelvan a la normalidad.

 

Que ya no tengan necesidad de medicamentos, terapias, o tratamientos. Que sus médicos y  neurólogos  queden confundidos. Que sus vidas sean un testimonio vivo de tu grandeza y tu poder.

Gracias Señor porque tú haces que nuestra esperanza no sea frustrada para que esto  no traiga angustia a nuestro corazón. Gracias por que tú haces que nuestros  deseos sean cumplidos  para que sean como un árbol de vida  de acuerdo con (Proverbios 13:12 NBV)

Hoy hemos orado en el  poderoso nombre de Jesús,

Amén

Fog and Nature

Oración poderosa contra la ansiedad

Padre celestial, creador del cielo y de  la tierra: A ti nos acercamos en el día de hoy,  alabando y glorificando tu nombre. Te damos gracias por tu hijo Jesús y por la autoridad y victoria que nos has dado por medio de Él. Pedimos perdón por nuestras trasgresiones y por  las de nuestras familias, familiares, y nuestros ancestros. Te pedimos perdón por desconocer,  por  no creer,  o por  dudar de tu palabra. Perdón  por  escuchar las mentiras de satanás y creerlas. Pedimos señor tu ayuda divina  para rechazar toda mentira diabólica y  todo plan de satanás para robarnos la paz, la salud, la prosperidad y el bienestar.

Cancelamos,  anulamos, y reversamos hoy  en el nombre de Jesús toda maldición de linaje, maldiciones generacionales, maldiciones de brujería; mediciones que se hayan originado por nosotros mismos, nuestros padres, ancestros, familiares,  por personas con autoridad,  por agentes satánicos, por música, o por cualquier otra persona. Toda maldición de ansiedad, temores, miedos, depresión, enfermedad,  y pobreza  quedan cancelada en este instante en el poderoso nombre de Jesús.

Perdonamos  a todas las personal que nos hayan maldecido, y las bendecimos  hoy; así como también bendecimos a cada uno de nuestros familiares. Declaramos que de ahora en adelante ni nosotros, ni nuestras familias podrán ser maldecidas porque lo que Dios bendice no lo maldice nadie de acuerdo a Números 22:12

Nos cubrimos y cubrimos a nuestras familias con la Sangre de JESÚS. Pedimos  ángeles guerreros gigantes para protegernos con sus armas de guerra. Derribamos  y destruimos  fortalezas y todos los muros de protección alrededor de todas las brujas, brujos, magos, agentes satánicos, hechiceros y todos los espíritus demoniacos. Rompemos  en el nombre de Jesús el  poder de todas sus obras y devolvemos los efectos de ellas a los demonios, a su lugar de origen 7 veces más fuerte  en el  poderoso nombre de Jesús.

 Señor: tu palabra dice  1 Juan 4:18  (NTV) que el amor perfecto expulsa todo temor. Si tenemos miedo es por temor al castigo, y esto muestra que no hemos experimentado plenamente el perfecto amor de Dios.  Enséñanos padre celestial  a experimentar plenamente tu perfecto amor.  Nos arrepentimos por nosotros  y  por  nuestros  familiares o antepasados ​​por la idolatría,  por toda participación en la brujería, y el ocultismo.  Nos arrepentimos por adorar a Satanás y colocarlo en Tu lugar. Nos arrepentimos y renunciamos a cualquier referencia de Satanás como nuestro Padre. Tú eres nuestro verdadero  Padre.  El único Dios verdadero, el  gran arquitecto, nuestro creador y creador del universo.

Perdonamos a todos los que están dentro de nuestro linaje de sangre que trajeron maldiciones sobre generaciones de nuestras familias  por adorar a Satanás y referirse a él como 'Padre'.  Renunciamos a cada falso muro de protección que se haya  construido para impedir recibir tu amor de padre.

Renunciamos a y  Rompemos la maldición de Leviatán y expulsamos a Leviatán y todo  lo que esté bajo su autoridad, incluido el miedo, estrés, ansiedad y depresión. Rompemos   vínculos  o lazos del alma impíos. Rompemos el cordón umbilical falsificado por y  para satanás  en el nombre de Jesús;  y le pedimos a Dios Padre que sane cualquier  herida para evitar  reconexión con las tinieblas,

Gracias Jesús por ser el intermediario que nos prepara para encontrarnos con el Padre. Gracias Espíritu Santo por guiar nuestros pasos y mostrarnos el camino.

Oro para que el amor del Padre celestial se manifieste a través de nuestras vidas y  en toda circunstancia. 

 

En el nombre de Jesús  rompemos cualquier maldición  relacionada con la falta de amor del Padre hasta la línea generacional donde comenzó. Venimos ante el trono de la gracia para encontrarnos con nuestro Padre El Dios vivo a recibir  su amor incondicional. Gracias padre celestial  porque Tú nunca nos dejarás ni nos desampararás de acuerdo a Hebreos 13:5

Dios eterno y poderoso: tu palabra dice en 2 Corintios 3:17-18 (TLA) que donde está el Espíritu del Señor, allí hay libertad. Señor si hay un lugar en nuestras vidas, en cualquier parte de nuestros cuerpos, en nuestros espíritus,  en nuestras almas, o en nuestras mentes donde  no este tu espíritu santo, te lo entregamos hoy. Te entregamos todo. Somos  100% tuyos. Así lo declaramos,  lo afirmamos y confirmamos en el nombre de tu hijo Jesús.

Retiramos todo el terreno que alguna vez cedimos al diablo y establezcamos nuestra fe en el Señor Jesús. Reclamamos nuestra paz, salud, prosperidad, y bienestar en el poderoso  nombre de Jesús. Oramos de acuerdo a Jeremías 20:11-12 (NTV) que no obstante, el Señor está a nuestro lado como un gran guerrero; ante él nuestros perseguidores caerán. No pueden derrotarnos.

 

Fracasarán y serán totalmente humillados; nunca se olvidará su deshonra. Oh Señor de los Ejércitos Celestiales, tú pruebas a los justos y examinas los secretos y los pensamientos más profundos. Permítenos ver tu venganza contra los espíritus de ansiedad, miedos, y depresión porque a ti hemos encomendado nuestra causa. Oramos señor para que  los dejes ciegos   de acuerdo a Génesis 19:11

Manda fuego contra ellos así como en 1 Reyes 18:38 y Ezequiel 39:6

Que sus murallas sean derrumbadas y destruidas de acuerdo a  Josué 6:20

Rompe y derriba sus armas de acuerdo a Ezequiel 39:3  Y  que queden indefensos!

Bajo la autoridad de  Jesús y con el poder del  Espíritu Santo,  atamos y expulsamos todos los espíritus de esclavitud y tormento, de decepción, mentira, engaño, miedos, temores, ansiedad, enfermedades, pobreza,  cobardía,  baja autoestima, y  depresión. Todos los espíritus que causan trastornos del estado de ánimo: los dejamos sin ninguna fuerza y los despojados de su malvado poder e influencia.

 

Y así como en  Apocalipsis 12:8(NVI)  donde satanás y ángeles  no pudieron vencer, y ya no hubo lugar para ellos   en el cielo. Así mismo  declaramos y decretamos que en nuestras vidas   tampoco pueden vencer y tampoco  hay lugar para ninguno de ellos.  Declaramos que el miedo  y la ansiedad no tienen lugar en nuestras vidas. Así que  los mandamos a  todos al lago de fuego  y azufre que fue  preparado para satanás y sus demonios  donde serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos de acuerdo a  Mateo 25:41 y Apocalipsis 20:10.

 

Nunca más podrán salid de allí. Nunca podrán esclavizar o  atormentar a nadie más en el  poderoso nombre de Jesús.

Oramos  en el nombre de Jesús por  sanidad,  balance, y equilibrio constante en los sistemas simpático y parasimpático de nuestro sistema nervioso.  Cubrimos con la sangre de Jesús nuestra  amígdala, el hipocampo, la médula espinal, la tiroides, y  las glándulas suprarrenales. Cubrimos todo nuestro sistema nervioso con la sangre de Jesús. Oramos señor para que en Nuestros cuerpos  fluya en perfecto equilibrio y  cantidad correcta  de vitamina D, Neuropsina, noradrenalina , adrenalina, y cortisol;  un perfecto equilibrio  de vitaminas, minerales, nutrientes,  hormonas , proteínas, y  neurotransmisores exactamente como el creador lo diseño.

En el nombre de Jesús  resistimos y  rechazamos pensamientos intrusivos, perturbadores, incontrolables, recurrentes,  y persistentes que causen miedo-intenso, temor, nerviosismo,  y  predicciones mentales negativas. Cancelamos toda inquietud, aprensión, temor, preocupación, negativismo, conductas repetitivas, compulsiones, pesadillas,  y angustia.

Oramos señor para que sanes dolor en el pecho, palpitaciones aceleradas del corazón, falta de aire, mareos, angustia, molestia abdominal, problemas con la digestión, insomnio, hiperventilación, palmas sudorosas, intestinos irritable, vejiga irritable, útero irritable; sensibilidad a medicamentos, hierbas y alimentos. Oramos señor para que elimines todo síntoma físico.

Ayúdanos señor a remplazar las mentiras de satanás por tu verdad. Atráenos a leer tu palabra y  conocer tu verdad. Incrementa nuestra fe. Quita toda  visión restringida del mundo, prioridades confusas y  autoengaño. Abre nuestros ojos para ver la belleza  de tu creación y disfrutar de la vida  hermosa que nos has dado. Ayúdanos a ver claramente las oportunidades y  posibilidades que tú nos brindas cada día. Danos el valor y la sabiduría  para defendernos, defender a otros, y derrocar los poderes de las tinieblas. Que  salgamos de esta batalla más fuertes y resistentes que nunca!

Pedimos descanso, paz, calma, alegría, esperanza, y bienestar  permanente en el poderoso  nombre de Jesús. Declaramos de acuerdo a Gálatas 5:1 (DHH) que  Cristo nos dio libertad para que seamos libres. Por lo tanto, nos mantendremos libres en esa libertad y no nos someteremos otra vez al yugo de la esclavitud.

Hoy gritamos: «¡Vamos a quitarnos sus cadenas! ¡Vamos a librarnos de sus ataduras!» de acuerdo a  Salmos 2:3 (DHH)

Porque que, si el Hijo de Dios  nos hizo libres, nosotros seremos verdaderamente libres de acuerdo a Juan 8:36 (DHH)

Padre celestial: esta oración cubre a todos los  niños, jóvenes, adultos, y ancianos;  y todas aquellas personas que están siendo atormentados con ansiedad, miedos, cobardía, y depresión en todo el mundo.

Oramos para que se sobre imponga y se manifieste tu reino aquí en la tierra así como en el cielo!

 Hoy hemos orado en el poderoso nombre de Jesús,

Amén

 
 
By the Western Wall

Oración por Israel

Israel es el punto central de una batalla espiritual que se originó hace miles de años y que podemos ver hasta el día de hoy. Jerusalén, su capital, es la ciudad más atacada de toda la historia; muchas naciones y pueblos se han opuesto a ella: asirios, egipcios, babilonios, griegos, romanos, persas, árabes, turcos, jordanos; lo cual es extraño porque geográficamente , Jerusalén siempre estuvo ubicada fuera de las rutas comerciales principales y no tiene importancia  ni lugar estratégico para un ejército conquistador. Si esto fuera solo una batalla física, sería difícil de entender el razonamiento detrás de ella  porque  en  realidad no hay razones legítimas.

En nuestro tiempo, el conflicto de Israel es  más que todo contra árabes palestinos  y es por territorio. Muchas naciones han tratado de intervenir en este conflicto, unos a favor de Israel y otros a favor de Palestina. Hay varios versos bíblicos que registran los linderos  que Dios estableció como territorio de  Israel. Uno de estos versos bíblicos es Deuteronomio 11:24 (NTV) donde dice las escrituras: Tus fronteras se extenderán desde el desierto, en el sur, hasta el Líbano, en el norte, y desde el río Éufrates, al oriente, hasta el mar Mediterráneo, en el occidente. Hoy en día Israel ocupa un territorio  geográfico mucho más pequeño que el estipulado por Dios.

El conflicto entre árabes y judíos se remonta al libro de Génesis. Dios le prometió un hijo a Abraham;  Pero Abraham se adelantó a los planes de Dios y tuvo un hijo con una sirvienta egipcia y lo llamo Ismael;  y después tuvo otro hijo con su esposa Sarah y lo llamo Isaac. Dios  había dicho en Génesis 17:21 (NTV): pero mi pacto se confirmará con Isaac, quien nacerá de ti y de Sara. Con el tiempo, Ismael se convirtió en el padre de las naciones árabes, e  Isaac se convirtió en el padre del pueblo judío. Los árabes  son descendientes de Ismael.

Satanás ha usado rivalidad y engaño para  infundir odio entre dos hermanos  medios y  entre sus descendientes  que ni siquiera ellos mismos pueden entender. Satanás también ha usado la manipulación  para engañar a muchos  islámicos radicales y  extremistas con en yihad  asociándolo  principalmente con  una violenta  guerra santa  contra los infieles; cuando en realidad,  la guerra santa está supuesta a ser contra satanás y sus demonios . No contra otros humanos.

Satanás  odia a Israel y lo quiere  eliminar  porque de allí nació el que lo derrotó públicamente. Así que él se quiere vengar, y también  porque  Jesús prometió que iba a regresar  y satanás por supuesto, no quiere que Jesús regrese.  Satanás sabe que Dios ama al pueblo de Israel y que tiene planes futuros para él. Así que él  está tratando de oponerse a estos planes para  retrasar su propio destino y su propia condena de cadena perpetua en el lago de fuego; pero no va a poder.

Mateo 5:35 (NBLH) menciona que Jerusalén es la ciudad del gran rey e Isaias 19:25( NBHL)  que Israel es su heredad.

Deuteronomio 14:2 (NTV)  habla de Israel diciendo: Tú fuiste separado como pueblo santo para el Señor tu Dios, y él te eligió entre todas las naciones del mundo, para que seas su tesoro especial.

Deuteronomio 32:9 (NTV) dice: Pues el pueblo de Israel pertenece al Señor;  Jacobo es su posesión más preciada.

 

 

Dios dice en Zacarías 8:3  (DHH): Y he de volver a Jerusalén, para vivir allí. Entonces Jerusalén será llamada Ciudad Fiel, y el monte del Señor todopoderoso será llamado Monte Santo

 

Dios dice en  Genesis 12:3 (NVI) y en Numeros 24:9  hablando de Israel: Bendeciré a los que te bendigan y maldeciré a los que te maldigan; ¡por medio de ti serán bendecidas  todas las familias de la tierra!

 

La Biblia habla de un día cuando las naciones del mundo se unirán  en una batalla contra Jerusalén e Israel. Ezequiel 38  lo describe como  la guerra de Gog y Magog, (hay quienes piensan que esta es la tercera Guerra mundial).  Zacarías también  profetizó que las naciones pelearán contra Jerusalén.

 

En   Joel 3:2  Dios  declara que El  juzgará a las naciones  por  dividir (otras versiones dicen que por repartir )la tierra de Israel. Así que ¡Dios no apoyará  a nadie….ni a ninguna nación  que  haga guerra contra Israel; sea física o diplomáticamente!  Jehovah mismo  luchará  a favor de Israel y en contra de  todos sus enemigos.

2 Crónicas 20:29 (NVI) Al oír las naciones de la tierra cómo el Señor había peleado contra los enemigos de Israel, el temor de Dios se apoderó de ellas.

Ezeqiel 25: 6-7 (NTV) Esto dice el Señor Soberano: dado que ustedes aplaudieron, bailaron y gritaron de alegría por la destrucción de mi pueblo, yo alzaré mi puño de juicio contra ustedes. Los entregaré como botín a muchas naciones. Los eliminaré y dejarán de ser nación, los destruiré por completo. Así sabrán que yo soy el Señor”.

Ezequiel 28:24 (NTV) Los vecinos burlones de Israel ya no la provocarán punzándola y desgarrándola como zarzas y espinos. Pues entonces sabrán  que yo soy el Señor Soberano”.

Zacharias 2:8  (NBV) El Señor Todopoderoso me ha enviado a decirles a las naciones que los oprimieron: «¡El que hace daño a mi pueblo lo pagará muy caro! ¡Quien daña a Israel es como si lastimara la niña de mis ojos! 

Dios sabe que Israel es un blanco de guerra spiritual. Por eso Él  nos manda en Salmos 122:6-9 LBLA) a que oremos por la paz de Jerusalén.

 

Oremos:

Padre celestial, Dios de Abrahán, Isaac, y Jacobo. A ti clamamos hoy en el nombre de Jesus orando  a favor de Israel. Pedimos perdón  por  palabras necias, por  oposición o  daño que  nosotros o nuestras naciones le hayan hecho a Israel y a Jerusalén

Señor tu dice en Deuteronomio 11:12  (PDT) que Israel es  Una tierra que  tu Señor. Nuestro  Dios personalmente cuidas. Tus ojos están sobre ella día a día, durante todo el año.

 En Isaías 31:5 PDT  dice que como pájaros revoloteando sobre su nido,  así protegerá el SEÑOR Todopoderoso a Jerusalén. La protegerá y salvará;  la defenderá y rescatará.

Oramos señor para que protejas, salves, defiendas, y rescates a Israel. Oramos  para que cesen las hostilidades,  amenazas, conflictos, confrontaciones, resistencias, enemistades, terrorismo,  ataques de misiles,  y guerras. Oramos para que los planes de satanás sean frustrados y destruidos  y para que se cumplan todos  los planes perfectos de Dios.

 Destruye padre celestial toda Fortaleza  demoniaca de  antisemitismo, odio, división, rivalidad,  ideologías políticas o movimientos contra  Israel y contra Jerusalén. Oramos  por aquellas familias que viven en las comunidades agrícolas cercanas a la frontera de Gaza, o en cualquier territorio en disputa que esté bajo ataque.

 

Oramos para que la cúpula de hierro sea efectiva cien por ciento,  y para  que seas tu padre amado el que solucione toda disputa fronteriza. Que haya  provisión  sobrenatural a  la escasez de vivienda, alimentos, medicina, y agua para los  refugiados y que también haya solución  a todos los otros problemas internos  de la nación.

Señor: la escritura dice  En Romanos 11:25-26  NTV : Mis amados hermanos, quiero que entiendan este misterio para que no se vuelvan orgullosos de ustedes mismos. Parte del pueblo de Israel tiene el corazón endurecido, pero eso solo durará hasta que se complete el número de gentiles que aceptarán a Cristo. Y entonces todo Israel será salvo. Así está escrito,

Tu Prometes señor  en  Zacarías 12:10  (NVI)  que Sobre la casa real de David y los habitantes de Jerusalén derramarías  un espíritu de gracia y de súplica, y entonces  ellos pondrán sus ojos en ti. Harán lamentación por el que traspasaron, como quien hace lamentación por su hijo único; llorarán amargamente, como quien llora por su primogénito.

Que se cumplan todas y cada una de tus promesas para Israel incluyendo el pacto eterno de paz que hiciste con Ezequiel 37:26-28 (TLA) diciendo: Haré con ellos un pacto eterno de paz, y llegarán a ser un pueblo numeroso. Y cuando ponga mi templo en medio de ellos, y viva allí para siempre, yo seré su Dios y ellos serán mi pueblo. Entonces las naciones reconocerán que yo habré convertido a Israel en un pueblo muy especial. Yo soy el Dios de Israel.

Salmos 122:6-9  (LBLA) Orad por la paz de Jerusalén: Sean prosperados los que te aman. Haya paz dentro de tus muros, prosperidad en tus palacios.

¡Por amor de mis hermanos y de mis amigos diré ahora: Israel y Jerusalén: Sea la paz en ti. Por amor de la casa del Señor nuestro Dios procuraré tu bien!

Amen

Fog and Nature

Oración poderosa contra la ansiedad

Padre celestial, creador del cielo y de  la tierra: A ti nos acercamos en el día de hoy,  alabando y glorificando tu nombre. Te damos gracias por tu hijo Jesús y por la autoridad y victoria que nos has dado por medio de Él. Pedimos perdón por nuestras trasgresiones y por  las de nuestras familias, familiares, y nuestros ancestros. Te pedimos perdón por desconocer,  por  no creer,  o por  dudar de tu palabra. Perdón  por  escuchar las mentiras de satanás y creerlas. Pedimos señor tu ayuda divina  para rechazar toda mentira diabólica y  todo plan de satanás para robarnos la paz, la salud, la prosperidad y el bienestar.

Cancelamos,  anulamos, y reversamos hoy  en el nombre de Jesús toda maldición de linaje, maldiciones generacionales, maldiciones de brujería; mediciones que se hayan originado por nosotros mismos, nuestros padres, ancestros, familiares,  por personas con autoridad,  por agentes satánicos, por música, o por cualquier otra persona. Toda maldición de ansiedad, temores, miedos, depresión, enfermedad,  y pobreza  quedan cancelada en este instante en el poderoso nombre de Jesús.

Perdonamos  a todas las personal que nos hayan maldecido, y las bendecimos  hoy; así como también bendecimos a cada uno de nuestros familiares. Declaramos que de ahora en adelante ni nosotros, ni nuestras familias podrán ser maldecidas porque lo que Dios bendice no lo maldice nadie de acuerdo a Números 22:12

Nos cubrimos y cubrimos a nuestras familias con la Sangre de JESÚS. Pedimos  ángeles guerreros gigantes para protegernos con sus armas de guerra. Derribamos  y destruimos  fortalezas y todos los muros de protección alrededor de todas las brujas, brujos, magos, agentes satánicos, hechiceros y todos los espíritus demoniacos. Rompemos  en el nombre de Jesús el  poder de todas sus obras y devolvemos los efectos de ellas a los demonios, a su lugar de origen 7 veces más fuerte  en el  poderoso nombre de Jesús.

 Señor: tu palabra dice  1 Juan 4:18  (NTV) que el amor perfecto expulsa todo temor. Si tenemos miedo es por temor al castigo, y esto muestra que no hemos experimentado plenamente el perfecto amor de Dios.  Enséñanos padre celestial  a experimentar plenamente tu perfecto amor.  Nos arrepentimos por nosotros  y  por  nuestros  familiares o antepasados ​​por la idolatría,  por toda participación en la brujería, y el ocultismo.  Nos arrepentimos por adorar a Satanás y colocarlo en Tu lugar. Nos arrepentimos y renunciamos a cualquier referencia de Satanás como nuestro Padre. Tú eres nuestro verdadero  Padre.  El único Dios verdadero, el  gran arquitecto, nuestro creador y creador del universo.

Perdonamos a todos los que están dentro de nuestro linaje de sangre que trajeron maldiciones sobre generaciones de nuestras familias  por adorar a Satanás y referirse a él como 'Padre'.  Renunciamos a cada falso muro de protección que se haya  construido para impedir recibir tu amor de padre.

Renunciamos a y  Rompemos la maldición de Leviatán y expulsamos a Leviatán y todo  lo que esté bajo su autoridad, incluido el miedo, estrés, ansiedad y depresión. Rompemos   vínculos  o lazos del alma impíos. Rompemos el cordón umbilical falsificado por y  para satanás  en el nombre de Jesús;  y le pedimos a Dios Padre que sane cualquier  herida para evitar  reconexión con las tinieblas,

Gracias Jesús por ser el intermediario que nos prepara para encontrarnos con el Padre. Gracias Espíritu Santo por guiar nuestros pasos y mostrarnos el camino.

Oro para que el amor del Padre celestial se manifieste a través de nuestras vidas y  en toda circunstancia. 

 

En el nombre de Jesús  rompemos cualquier maldición  relacionada con la falta de amor del Padre hasta la línea generacional donde comenzó. Venimos ante el trono de la gracia para encontrarnos con nuestro Padre El Dios vivo a recibir  su amor incondicional. Gracias padre celestial  porque Tú nunca nos dejarás ni nos desampararás de acuerdo a Hebreos 13:5

Dios eterno y poderoso: tu palabra dice en 2 Corintios 3:17-18 (TLA) que donde está el Espíritu del Señor, allí hay libertad. Señor si hay un lugar en nuestras vidas, en cualquier parte de nuestros cuerpos, en nuestros espíritus,  en nuestras almas, o en nuestras mentes donde  no este tu espíritu santo, te lo entregamos hoy. Te entregamos todo. Somos  100% tuyos. Así lo declaramos,  lo afirmamos y confirmamos en el nombre de tu hijo Jesús.

Retiramos todo el terreno que alguna vez cedimos al diablo y establezcamos nuestra fe en el Señor Jesús. Reclamamos nuestra paz, salud, prosperidad, y bienestar en el poderoso  nombre de Jesús. Oramos de acuerdo a Jeremías 20:11-12 (NTV) que no obstante, el Señor está a nuestro lado como un gran guerrero; ante él nuestros perseguidores caerán. No pueden derrotarnos.

 

Fracasarán y serán totalmente humillados; nunca se olvidará su deshonra. Oh Señor de los Ejércitos Celestiales, tú pruebas a los justos y examinas los secretos y los pensamientos más profundos. Permítenos ver tu venganza contra los espíritus de ansiedad, miedos, y depresión porque a ti hemos encomendado nuestra causa. Oramos señor para que  los dejes ciegos   de acuerdo a Génesis 19:11

Manda fuego contra ellos así como en 1 Reyes 18:38 y Ezequiel 39:6

Que sus murallas sean derrumbadas y destruidas de acuerdo a  Josué 6:20

Rompe y derriba sus armas de acuerdo a Ezequiel 39:3  Y  que queden indefensos!

Bajo la autoridad de  Jesús y con el poder del  Espíritu Santo,  atamos y expulsamos todos los espíritus de esclavitud y tormento, de decepción, mentira, engaño, miedos, temores, ansiedad, enfermedades, pobreza,  cobardía,  baja autoestima, y  depresión. Todos los espíritus que causan trastornos del estado de ánimo: los dejamos sin ninguna fuerza y los despojados de su malvado poder e influencia.

 

Y así como en  Apocalipsis 12:8(NVI)  donde satanás y ángeles  no pudieron vencer, y ya no hubo lugar para ellos   en el cielo. Así mismo  declaramos y decretamos que en nuestras vidas   tampoco pueden vencer y tampoco  hay lugar para ninguno de ellos.  Declaramos que el miedo  y la ansiedad no tienen lugar en nuestras vidas. Así que  los mandamos a  todos al lago de fuego  y azufre que fue  preparado para satanás y sus demonios  donde serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos de acuerdo a  Mateo 25:41 y Apocalipsis 20:10.

 

Nunca más podrán salid de allí. Nunca podrán esclavizar o  atormentar a nadie más en el  poderoso nombre de Jesús.

Oramos  en el nombre de Jesús por  sanidad,  balance, y equilibrio constante en los sistemas simpático y parasimpático de nuestro sistema nervioso.  Cubrimos con la sangre de Jesús nuestra  amígdala, el hipocampo, la médula espinal, la tiroides, y  las glándulas suprarrenales. Cubrimos todo nuestro sistema nervioso con la sangre de Jesús. Oramos señor para que en Nuestros cuerpos  fluya en perfecto equilibrio y  cantidad correcta  de vitamina D, Neuropsina, noradrenalina , adrenalina, y cortisol;  un perfecto equilibrio  de vitaminas, minerales, nutrientes,  hormonas , proteínas, y  neurotransmisores exactamente como el creador lo diseño.

En el nombre de Jesús  resistimos y  rechazamos pensamientos intrusivos, perturbadores, incontrolables, recurrentes,  y persistentes que causen miedo-intenso, temor, nerviosismo,  y  predicciones mentales negativas. Cancelamos toda inquietud, aprensión, temor, preocupación, negativismo, conductas repetitivas, compulsiones, pesadillas,  y angustia.

Oramos señor para que sanes dolor en el pecho, palpitaciones aceleradas del corazón, falta de aire, mareos, angustia, molestia abdominal, problemas con la digestión, insomnio, hiperventilación, palmas sudorosas, intestinos irritable, vejiga irritable, útero irritable; sensibilidad a medicamentos, hierbas y alimentos. Oramos señor para que elimines todo síntoma físico.

Ayúdanos señor a remplazar las mentiras de satanás por tu verdad. Atráenos a leer tu palabra y  conocer tu verdad. Incrementa nuestra fe. Quita toda  visión restringida del mundo, prioridades confusas y  autoengaño. Abre nuestros ojos para ver la belleza  de tu creación y disfrutar de la vida  hermosa que nos has dado. Ayúdanos a ver claramente las oportunidades y  posibilidades que tú nos brindas cada día. Danos el valor y la sabiduría  para defendernos, defender a otros, y derrocar los poderes de las tinieblas. Que  salgamos de esta batalla más fuertes y resistentes que nunca!

Pedimos descanso, paz, calma, alegría, esperanza, y bienestar  permanente en el poderoso  nombre de Jesús. Declaramos de acuerdo a Gálatas 5:1 (DHH) que  Cristo nos dio libertad para que seamos libres. Por lo tanto, nos mantendremos libres en esa libertad y no nos someteremos otra vez al yugo de la esclavitud.

Hoy gritamos: «¡Vamos a quitarnos sus cadenas! ¡Vamos a librarnos de sus ataduras!» de acuerdo a  Salmos 2:3 (DHH)

Porque que, si el Hijo de Dios  nos hizo libres, nosotros seremos verdaderamente libres de acuerdo a Juan 8:36 (DHH)

Padre celestial: esta oración cubre a todos los  niños, jóvenes, adultos, y ancianos;  y todas aquellas personas que están siendo atormentados con ansiedad, miedos, cobardía, y depresión en todo el mundo.

Oramos para que se sobre imponga y se manifieste tu reino aquí en la tierra así como en el cielo!

 Hoy hemos orado en el poderoso nombre de Jesús,

Amén

 
Woman with Bible

12 Salmos poderosos para la guerra espiritual

 

Salmos 9 RV1960, PDT

Te alabaré, oh Jehová, con todo mi corazón;

 Contaré todas tus maravillas.

Me alegraré y me regocijaré en ti;

 Cantaré a tu nombre, oh Altísimo.

Mis enemigos volvieron atrás  perecieron delante de ti. ; (PDT: Gracias a ti mis enemigos salieron huyendo, cayeron y desaparecieron)

Porque has mantenido mi derecho y mi causa;

Te has sentado en el trono juzgando con justicia.

Reprendiste a las naciones, destruiste al malo,

Borraste el nombre de ellos eternamente y para siempre.

Los enemigos han perecido; han quedado desolados para siempre; (PDT: Mis enemigos ya no existen.)

 Y las ciudades que derribaste, Su memoria pereció con ellas.

Pero Jehová permanecerá para siempre;

Ha dispuesto su trono para juicio.

El juzgará al mundo con justicia,

Y a los pueblos con rectitud.

Jehová será refugio del pobre,

Refugio para el tiempo de angustia.

En ti confiarán los que conocen tu nombre,

Por cuanto tú, oh Jehová, no desamparaste a los que te buscaron. (PDT: porque Dios nunca abandona a los que buscan su ayuda)

Cantad a Jehová, los  que habita en Sion; Publicad entre los pueblos sus obras.

Porque el que demanda la sangre se acordó de ellos; (PDT: toma venganza por los asesinatos)

No se olvidó del clamor de los afligidos. (PDT: que piden justicia a gritos)

Ten misericordia de mí, Jehová;

Mira mi aflicción que padezco a causa de los que me aborrecen,

Tú que me levantas de las puertas de la muerte,

Para que cuente yo todas tus alabanzas

En las puertas de la hija de Sion,

 Y me goce en tu salvación.

Se hundieron las naciones (NVI : Paganos )en el hoyo que hicieron;

 (TLA: Los pueblos que no te conocen han caído en su propia trampa; han quedado atrapados en la red que ellos tendieron)

En la red que escondieron fue tomado su pie.

Jehová se ha hecho conocer en el juicio que ejecutó;

En la obra de sus manos fue enlazado el malo.

Los malos serán trasladados al Seol,

Todas las gentes que se olvidan de Dios.

Porque no para siempre será olvidado el menesteroso,

Ni la esperanza de los pobres perecerá perpetuamente.

Levántate, oh Jehová; no se fortalezca el hombre;

Sean juzgadas las naciones delante de ti.

Pon, oh Jehová, temor en ellos;

Conozcan las naciones que no son sino hombres.

Salmos 18 RV1960

Te amo, oh Jehová, fortaleza mía.

Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador;

Dios mío, fortaleza mía, en Ti confiaré;

Mi escudo, y la fuerza de mi salvación, mi alto refugio.

Invocaré a Jehová, quien es digno de ser alabado,

Y seré salvo de mis enemigos.

Me rodearon ligaduras de muerte,

Y torrentes de perversidad me atemorizaron.

Ligaduras del Seol me rodearon,

Me tendieron lazos de muerte.

En mi angustia invoqué a Jehová,

Y clamé a mi Dios.

El oyó mi voz desde su templo,

Y mi clamor llegó delante de él, a sus oídos.

La tierra fue conmovida y tembló;

Se conmovieron los cimientos de los montes,

Y se estremecieron, porque se indignó él.

Humo subió de su nariz,

Y de su boca fuego consumidor;

Carbones fueron por él encendidos.

Inclinó los cielos, y descendió;

Y había densas tinieblas debajo de sus pies.

Cabalgó sobre un querubín, y voló;

Voló sobre las alas del viento.

Puso tinieblas por su escondedero, por cortina suya alrededor de sí;

Oscuridad de aguas, nubes de los cielos.

Por el resplandor de su presencia, sus nubes pasaron;

Granizo y carbones ardientes.

Tronó en los cielos Jehová,

Y el Altísimo dio su voz;

Granizo y carbones de fuego.

Envió sus saetas, y los dispersó;

Lanzó relámpagos, y los destruyó.

Entonces aparecieron los abismos de las aguas,

Y quedaron al descubierto los cimientos del mundo, A tu reprensión, oh Jehová,

Por el soplo del aliento de tu nariz.

Envió desde lo alto; me tomó,

Me sacó de las muchas aguas.

 

Me libró de mi poderoso enemigo,

Y de los que me aborrecían; pues eran más fuertes que yo.

Me asaltaron en el día de mi quebranto,

Mas Jehová fue mi apoyo.

Me sacó a lugar espacioso;

Me libró, porque se agradó de mí.

Jehová me ha premiado conforme a mi justicia;

Conforme a la limpieza de mis manos me ha recompensado.

Porque yo he guardado los caminos de Jehová,

Y no me aparté impíamente de mi Dios.

Pues todos sus juicios estuvieron delante de mí,

Y no me he apartado de sus estatutos.

Fui recto para con él, y me he guardado de mi maldad,

Por lo cual me ha recompensado Jehová conforme a mi justicia;

Conforme a la limpieza de mis manos delante de su vista.

Con el misericordioso te mostrarás misericordioso,

Y recto para con el hombre íntegro.

Limpio te mostrarás para con el limpio,

Y severo serás para con el perverso.

Porque tú salvarás al pueblo afligido,

Y humillarás los ojos altivos.

Tú encenderás mi lámpara;

Jehová mi Dios alumbrará mis tinieblas.

Contigo desbarataré ejércitos,

Y con mi Dios asaltaré muros.

En cuanto a Dios, perfecto es su camino,

Y acrisolada la palabra de Jehová;

Escudo es a todos los que en él esperan.

 

Porque ¿quién es Dios sino sólo Jehová?

¿Y qué roca hay fuera de nuestro Dios?

Dios es el que me ciñe de poder,

Y quien hace perfecto mi camino;

Quien hace mis pies como de ciervas,

Y me hace estar firme sobre mis alturas;

Quien adiestra mis manos para la batalla,

Para entesar con mis brazos el arco de bronce.

Me diste asimismo el escudo de tu salvación;

Tu diestra me sustentó,

Y tu benignidad me ha engrandecido.

Ensanchaste mis pasos debajo de mí,

Y mis pies no han resbalado.

Perseguí a mis enemigos, y los alcancé,

Y no volví hasta acabarlos.

Los herí de modo que no se levantasen;

Cayeron debajo de mis pies.

Pues me ceñiste de fuerzas para la pelea;

Has humillado a mis enemigos debajo de mí.

Has hecho que mis enemigos me vuelvan las espaldas,

Para que yo destruya a los que me aborrecen.

Clamaron, y no hubo quien salvase;

Aun a Jehová, pero no los oyó.

Y los molí como polvo delante del viento;

Los eché fuera como lodo de las calles.

Me has librado de las contiendas del pueblo;

Me has hecho cabeza de las naciones;

Pueblo que yo no conocía me sirvió.

 

Al oír de mí me obedecieron;

Los hijos de extraños se sometieron a mí.

Los extraños se debilitaron

Y salieron temblando de sus encierros.

Viva Jehová, y bendita sea mi roca,

Y enaltecido sea el Dios de mi salvación;

El Dios que venga mis agravios,

Y somete pueblos debajo de mí;

El que me libra de mis enemigos,

Y aun me eleva sobre los que se levantan contra mí;

Me libraste de varón violento.

Por tanto yo te confesaré entre las naciones, oh Jehová,

Y cantaré a tu nombre.

Grandes triunfos da a su rey,

Y hace misericordia a su ungido,

A David y a su descendencia, para siempre.

Salmo 23 (RV1960)

Jehová es mi pastor; nada me faltará.

En lugares de delicados pastos me hará descansar;

Junto a aguas de reposo me pastoreará.

Confortará mi alma;

Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre.

Aunque ande en valle de sombra de muerte,

No temeré mal alguno, porque tú  (Jehová) estarás conmigo;

Tu vara y tu cayado me infundirán aliento.

Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores; (en presencia de mis enemigos)

Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando.

 

Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida,

Y en la casa de Jehová moraré por largos días. Moraré por siempre

Salmos 27(RV1960)

Jehová es mi luz y mi salvación; ¿de quién temeré?

Jehová es la fortaleza de mi vida; ¿de quién he de atemorizarme?

Cuando se juntaron contra mí los malignos, mis angustiadores y mis enemigos,

Para comer mis carnes, ellos tropezaron y cayeron.

Aunque un ejército acampe contra mí,

No temerá mi corazón;

Aunque contra mí se levante guerra,

Yo estaré confiado.

Una cosa he demandado a Jehová, ésta buscaré;

Que esté yo en la casa de Jehová todos los días de mi vida,

Para contemplar la hermosura de Jehová, y para inquirir en su templo.

Porque él me esconderá en su tabernáculo en el día del mal;

Me ocultará en lo reservado de su morada;

Sobre una roca me pondrá en alto.

Luego levantará mi cabeza sobre mis enemigos que me rodean,

Y yo sacrificaré en su tabernáculo sacrificios de júbilo;

Cantaré y entonaré alabanzas a Jehová.

Oye, oh Jehová, mi voz con que a ti clamo;

Ten misericordia de mí, y respóndeme.

Mi corazón ha dicho de ti: Buscad mi rostro.

Tu rostro buscaré, oh Jehová;

No escondas tu rostro de mí.

No apartes con ira a tu siervo;

Mi ayuda has sido.

No me dejes ni me desampares, Dios de mi salvación.

 

Aunque mi padre y mi madre me dejaran,

Con todo, Jehová me recogerá.

Enséñame, oh Jehová, tu camino,

Y guíame por senda de rectitud

A causa de mis enemigos.

No me entregues a la voluntad de mis enemigos;

Porque se han levantado contra mí testigos falsos, y los que respiran crueldad.

Hubiera yo desmayado, si no creyese que veré la bondad de Jehová

En la tierra de los vivientes.

Aguarda a Jehová;

Esfuérzate, y aliéntese tu corazón;

Sí, espera a Jehová.

Salmos 35(RV1960, PDT)

Disputa, oh Jehová, con los que contra mí contienden; (PDT: ataca a quienes me atacan

Pelea contra los que me combaten. (PDT: enfrenta a los que se enfrentan a mí.)

Echa mano al escudo y al pavés,

Y levántate en mi ayuda.

Saca la lanza, cierra contra mis perseguidores; (PDT: Usa tus armas en contra de los que me persiguen.)

Di a mi alma: Yo soy tu salvación.

Sean avergonzados y confundidos los que buscan mi vida;

Sean vueltos atrás y avergonzados los que mi mal intentan.

Sean como el tamo delante del viento,

Y el ángel de Jehová los acose.

Sea su camino tenebroso y resbaladizo,

Y el ángel de Jehová los persiga.

Porque sin causa escondieron para mí su red en un hoyo; (PDT: Me tendieron trampas)

Sin causa cavaron hoyo para mi alma.

 

 

Véngale el quebrantamiento sin que lo sepa,

Y la red que él escondió lo prenda;

Con quebrantamiento caiga en ella. (PDT: Que sufran un castigo inesperado, que caigan en su propia trampa. Que se enreden en sus propias maniobras)

Entonces mi alma se alegrará en Jehová;

Se regocijará en su salvación.

Todos mis huesos dirán: Jehová, ¿quién como tú,

Que libras al afligido del más fuerte que él, (PDT: que salvas a los oprimidos de sus opresores,)

Y al pobre y menesteroso del que le despoja (PDT: Explota)

Se levantan testigos malvados;

De lo que no sé me preguntan;

Me devuelven mal por bien,

Para afligir a mi alma.

Pero yo, cuando ellos enfermaron, me vestí de cilicio;

Afligí con ayuno mi alma,

Y mi oración se volvía a mi seno.

Como por mi compañero, como por mi hermano andaba;

Como el que trae luto por madre, enlutado me humillaba.

Pero ellos se alegraron en mi adversidad, y se juntaron;

Se juntaron contra mí gentes despreciables, y yo no lo entendía;

Me despedazaban sin descanso;

Como lisonjeros, escarnecedores y trúhanes,

Crujieron contra mí sus dientes.

Señor, ¿hasta cuándo verás esto?

Rescata mi alma de sus destrucciones, mi vida de los leones.

Te confesaré en grande congregación;

Te alabaré entre numeroso pueblo.

No se alegren de mí los que sin causa son mis enemigos,

Ni los que me aborrecen sin causa guiñen el ojo. (PDT: No permitas que estos enemigos mentirosos sigan burlándose de mí. No dejes que me ataquen sin motivo. Me odian y hacen planes en secreto,  pero no se quedarán sin castigo)

Porque no hablan paz; Y contra los mansos de la tierra piensan palabras engañosas. (PDT: maquinando planes para atacar al pueblo)

Ensancharon contra mí su boca; Dijeron: ! Ea, ea, nuestros ojos lo han visto! (PDT: De su boca salen falsas acusaciones.

Tú lo has visto, oh Jehová; (PDT: Tus sabes la verdad)  no calles;

Señor, no te alejes de mí. (PDT: no me abandones)

Muévete y despierta para hacerme justicia,

Dios mío y Señor mío, para defender mi causa.

Júzgame conforme a tu justicia, Jehová Dios mío,

Y no se alegren de mí.

No digan en su corazón: !! Ea, alma nuestra!

No digan: !!Le hemos devorado! (PDT: No los dejes salirse con la suya; no permitas que digan que me destruyeron)

Sean avergonzados y confundidos a una los que de mi mal se alegran

Vístanse de vergüenza y de confusión los que se engrandecen contra mí. (PDT: Haz que quienes se levantan en mi contra se sientan avergonzados y humillados.

Canten y alégrense los que están a favor de mi justa causa,

Y digan siempre: Sea exaltado Jehová,

Que ama la paz de su siervo (PDT: y que se pone contento cuando tenemos  éxito.)

Y mi lengua hablará de tu justicia

Y de tu alabanza todo el día. (PDT: y te alabe el día entero)

 

Salmos 37 (RV1960, PDT)

No te impacientes a causa de los malignos,

 Ni tengas envidia de los que hacen iniquidad.

Porque como hierba serán pronto cortados,

Y como la hierba verde se secarán.

 

Confía en Jehová, y haz el bien;

Y habitarás en la tierra, y te apacentarás de la verdad.

Deléitate asimismo en Jehová,

Y él te concederá las peticiones de tu corazón.

Encomienda a Jehová tu camino,

Y confía en él; y él hará.

Exhibirá tu justicia como la luz,

Y tu derecho como el mediodía.

Guarda silencio ante Jehová, y espera en él.

No te alteres con motivo del que prospera en su camino,

Por el hombre que hace maldades. (PDT: No te enfurezcas cuando veas que los perversos se salen con la suya)

Deja la ira, y desecha el enojo;

No te excites en manera alguna a hacer lo malo.

Porque los malignos serán destruidos,

Pero los que esperan en Jehová, ellos heredarán la tierra.

Pues de aquí a poco no existirá el malo;

Observarás su lugar, y no estará allí.

Pero los mansos heredarán la tierra,

Y se recrearán con abundancia de paz. (PDT: los pobres disfrutarán de abundante prosperidad.)

Maquina el impío contra el justo,

Y cruje contra él sus dientes; (PDT: Los perversos siempre están planeando causar daño,  crujen los dientes para mostrarle su odio a la gente buena,

El Señor se reirá de él;

Porque ve que viene su día. (PDT: Pero mi SEÑOR se burla de ellos  porque sabe que pronto recibirán su castigo.

Los impíos desenvainan espada y entesan su arco,

Para derribar al pobre y al menesteroso, ( PDT: a la gente buena)

Para matar a los de recto proceder (PDT: a los honestos)

Su espada entrará en su mismo corazón,

Y su arco será quebrado.

Mejor es lo poco del justo,

Que las riquezas de muchos pecadores.

Porque los brazos de los impíos serán quebrados;

Mas el que sostiene a los justos es Jehová.

Conoce Jehová los días de los perfectos, (PDT: El SEÑOR sabe quiénes son los buenos  y los recompensará por siempre) Y la heredad de ellos será para siempre.

No serán avergonzados en el mal tiempo, (PDT: Ellos nunca sufrirán cuando lleguen los malos momentos, y siempre tendrán comida en tiempos de escasez.

Y en los días de hambre serán saciados.

Mas los impíos perecerán,

Y los enemigos de Jehová como la grasa de los carneros

Serán consumidos; se disiparán como el humo. (PDT: serán destruidos)

El impío toma prestado, y no paga;

Mas el justo tiene misericordia, y da.

Porque los benditos de él heredarán la tierra;

Y los malditos de él serán destruidos.

Por Jehová son ordenados los pasos del hombre,

Y él aprueba su camino.(PDT: Cuando al SEÑOR le agrada nuestra vida, nos guía para que no caigamos)

Cuando el hombre cayere, no quedará postrado,

Porque Jehová sostiene su mano. (PDT: Si tropezamos en el camino, no caeremos

porque el SEÑOR estará allí para sostenernos e impulsarnos.

Joven fui, y he envejecido,

Y no he visto justo desamparado,

Ni su descendencia que mendigue pan (PDT: ni a sus hijos sin tener qué comer.

(PDT: Los justos están siempre dispuestos a dar sin esperar nada a cambio, (RV1960: En todo tiempo tiene misericordia, y presta;

Y su descendencia es para bendición.

Así que  Apártate del mal, y haz el bien,

Y vivirás para siempre.

Porque Jehová ama la rectitud,

Y no desampara a sus santos (PDT  y nunca abandona a su gente fiel;

Para siempre serán guardados; (PDT: por siempre serán protegidos)

Más la descendencia de los impíos será destruida.

Los justos heredarán la tierra,

Y vivirán para siempre sobre ella.

La boca del justo habla sabiduría,

Y su lengua habla justicia.

La ley de su Dios está en su corazón;

Por tanto, sus pies no resbalarán.

Acecha el impío al justo,

Y procura matarlo. (PDT: los perversos siempre están pendientes  de matar al que es bueno.

(PDT: Pero el SEÑOR no lo abandonará en manos del malo.  Dios no dejará que lo condenen)

Jehová no lo dejará en sus manos, Ni lo condenará cuando le juzgaren.

Espera en Jehová, y guarda su camino,

Y él te exaltará para heredar la tierra;

Cuando sean destruidos los pecadores, lo verás.

Vi yo al impío sumamente enaltecido,

Y que se extendía como laurel verde.

Pero él pasó, y he aquí ya no estaba;

Lo busqué, y no fue hallado.

Considera al íntegro, y mira al justo;

Porque hay un final dichoso para el hombre de paz. . (PDT: Sigan el ejemplo de la gente buena y honesta

 porque su futuro está lleno de paz.

Mas los transgresores serán todos a una destruidos;

La posteridad de los impíos será extinguida. (PDT: En cambio, los criminales serán destruidos.

Serán expulsados de sus tierras junto con sus familias

Pero la salvación de los justos es de Jehová,

Y él es su fortaleza en el tiempo de la angustia.

Jehová los ayudará y los librará;

Los libertará de los impíos, y los salvará,

Por cuanto en él esperaron.

PDT: El SEÑOR salva a los justos, les da fuerza en los momentos difíciles.

El SEÑOR los ayuda y los salva del peligro. Él los protege de los perversos.  Porque han buscado refugio en él.

 

Salmos 58 (PDT)

Ustedes los poderosos no son justos en sus decisiones.

No están gobernando a la gente como debe ser,

Sino que tienen la mente llena de maldad.

Dan rienda suelta a la violencia en el país.

Los perversos se corrompen desde que nacen;

los mentirosos se descarrían desde el vientre materno.

Su veneno es como el de las serpientes,

como el de una cobra sorda que cierra su oído,

para no oír la música de los encantadores,

 ni siquiera del encantador más hábil.

Rómpeles los dientes, Dios mío,

arráncales a esos leones sus colmillos, SEÑOR.

Que su fuerza desaparezca como el agua entre los dedos;

Que sean aplastados como hierba que se pisa.

 

Que desaparezcan como la babosa que se deshace;

que sean como un bebé que nace muerto y nunca ve la luz del sol.

Que antes de darse cuenta,

 ardan como espinos que se queman para calentar la olla.

Que sean arrancados con enojo,

 como hierba mala entre la hierba buena.

Y  que se alegre el justo al verse vengado,

 como el soldado que pisa la sangre del enemigo.

La gente dirá: «De veras los justos son recompensados;

 es verdad que hay un Dios que gobierna el mundo».

Salmos 59 (RV1960, PDT)

Líbrame de mis enemigos, oh Dios mío;

Ponme a salvo de los que se levantan contra mí (PDT: los que me atacan)

Líbrame de los que cometen iniquidad,

Y sálvame de hombres sanguinarios (PDT: asesinos)

Porque he aquí están acechando mi vida;

Se han juntado contra mí poderosos.

No por falta mía, ni pecado mío, oh Jehová;

Sin delito mío corren y se aperciben.

Despierta para venir a mi encuentro, y mira.

Y tú, Jehová Dios de los ejércitos, Dios de Israel,

Despierta para castigar a todas las naciones;

No tengas misericordia de todos los que se rebelan con iniquidad.

 Volverán a la tarde, ladrarán como perros,

Y rodearán la ciudad.

He aquí proferirán con su boca;

Espadas hay en sus labios,

Porque dicen: ¿Quién oye?

Mas tú, Jehová, te reirás de ellos;

Te burlarás de todas las naciones.

A causa del poder del enemigo esperaré en ti,

Porque Dios es mi defensa.

El Dios de mi misericordia irá delante de mí;

Dios hará que vea en mis enemigos mi deseo. (PDT: Dios con su fiel amor vendrá a mi encuentro;  me ayudará a derrotar a mis enemigos

No los mates, para que mi pueblo no olvide;

Dispérsalos con tu poder, y abátelos,

Oh Jehová, escudo nuestro.

Señor y Protector nuestro,  dispérsalos y derrótalos con todo tu poder.

Por el pecado de su boca, por la palabra de sus labios,

Sean ellos presos en su soberbia,

Y por la maldición y mentira que profieren.

Acábalos con furor, acábalos, para que no sean;

Y sépase que Dios gobierna en Jacob

Hasta los fines de la tierra.

Vuelvan, pues, a la tarde, y ladren como perros,

Y rodeen la ciudad.

Anden ellos errantes para hallar qué comer;

Y si no se sacian, pasen la noche quejándose.

Pero yo cantaré de tu poder,

Y alabaré de mañana tu misericordia;

Porque has sido mi amparo

Y refugio en el día de mi angustia.

Fortaleza mía, a ti cantaré;

Porque eres, oh Dios, mi refugio, el Dios de mi misericordia.

Salmos 64 (RV1960, PDT)

Escucha, oh Dios, la voz de mi queja;

Guarda mi vida del temor (PDT: amenazas)  del enemigo.

Escóndeme del consejo secreto de los malignos,

De la conspiración de los que hacen iniquidad,

Que afilan como espada su lengua;

Lanzan cual saeta suya, palabra amarga, ( PDT: palabras venenosas)

Para asaetear a escondidas al íntegro;

De repente lo asaetean, y no temen. (PDT: De repente disparan flechas contra gente inocente;  nadie los ve en sus escondites.)

Obstinados en su inicuo designio,

Tratan de esconder los lazos,

Y dicen: ¿Quién los ha de ver? (PDT: y están seguros de que nadie podrá descubrirlos.)

Inquieren iniquidades, hacen una investigación exacta;

Y el íntimo pensamiento de cada uno de ellos, así como su corazón, es profundo. (PDT: Ellos planean hacer injusticias, hacen investigaciones minuciosas. El ser humano puede llegar a ser muy malo, es muy difícil saber qué es lo que realmente está pensando

Mas Dios los herirá con saeta;(PDT: Pero Dios les lanzará sus flechas, caerán heridos sin previo aviso.

De repente serán sus plagas.

Sus propias lenguas los harán caer;

Se espantarán todos los que los vean.

Entonces temerán todos los hombres,

Y anunciarán la obra de Dios,

Y entenderán sus hechos.

Se alegrará el justo en Jehová, y confiará en él;

Y se gloriarán todos los rectos de corazón.

Salmos 70 (PDT)

¡Dios mío, apresúrate a rescatarme!

 SEÑOR, ven pronto a ayudarme.

Que los que buscan destruirme

terminen sintiéndose avergonzados y humillados.

Que los que me desean el mal

se retiren sin lograr nada.

Que los que se burlan de mí

retrocedan avergonzados.

Pero que los que buscan tu ayuda

encuentren la felicidad.

Que todos los que te aman puedan decir:

 «¡Qué grande es Dios!»

Dios mío, ven pronto y ayúdame,

 que soy pobre y humilde.

SEÑOR, tú eres quien me salva y me protege.

Por favor no tardes en venir.

Salmos 91(RV1960)

El que habita al abrigo del Altísimo

Morará bajo la sombra del Omnipotente.

Diré yo a Jehová: Esperanza mía, y castillo mío;

Mi Dios, en quien confiaré.

El te librará del lazo del cazador,

De la peste destructora.

Con sus plumas te cubrirá,

Y debajo de sus alas estarás seguro;

Escudo y adarga es su verdad.

No temerás el terror nocturno,

Ni saeta que vuele de día,

Ni pestilencia que ande en oscuridad,

Ni mortandad que en medio del día destruya.

Caerán a tu lado mil,

Y diez mil a tu diestra;

Mas a ti no llegará.

Ciertamente con tus ojos mirarás

Y verás la recompensa de los impíos.

Porque has puesto a Jehová, que es mi esperanza,

Al Altísimo por tu habitación,

No te sobrevendrá mal,

Ni plaga tocará tu morada.

Pues a sus ángeles mandará acerca de ti,

Que te guarden en todos tus caminos.

En las manos te llevarán,

Para que tu pie no tropiece en piedra.

Sobre el león y el áspid pisarás;

Hollarás al cachorro del león y al dragón.

Por cuanto en mí ha puesto su amor, yo también lo libraré;

Le pondré en alto, por cuanto ha conocido mi nombre.

Me invocará, y yo le responderé;

Con él estaré yo en la angustia;

Lo libraré y le glorificaré.

Lo saciaré de larga vida,

Y le mostraré mi salvación.

Salmos 140 (PDT)

SEÑOR, líbrame de los perversos, protégeme de los violentos; de los que están siempre haciendo el mal

 y provocando conflictos a cada momento.

Su lengua es como serpiente venenosa; sus palabras destilan veneno.

SEÑOR, protégeme del poder de los perversos; de los violentos que planean hacerme daño.

Esa gente arrogante pone trampas, cavan sus hoyos y extienden sus redes junto a las trampas  que ponen para atraparme.

Yo le digo al SEÑOR: «Tú eres mi Dios; SEÑOR, escucha mis ruegos».

SEÑOR, tú eres mi Dios y mi Salvador. Tú eres como un casco que protege mi cabeza  cuando estoy en la batalla.

SEÑOR, no permitas que esos perversos se salgan con la suya.  No dejes que sus planes se hagan realidad.

Haz que les suceda a mis enemigos  todo el mal que planean para los demás.

Haz que lluevan carbones encendidos sobre sus cabezas. Échalos al fuego;   tíralos a pozos de los que nunca puedan salir.

Que el calumniador no se establezca en esta tierra; que la desgracia persiga al violento y lo destruya.

Yo sé que el SEÑOR hará justicia a los pobres y defenderá los derechos de los necesitados.

Los justos alabarán tu nombre;  la gente honesta vivirá en tu presencia.

Woman with Bible
Hand Touching Water

Oración contra dolor de espalda y cuello

Padre celestial, hoy nos acercamos  a tu trono de gracia y de favor en el nombre de tu hijo Jesús orando por el perdón de nuestras iniquidades y rebeliones,  por liberación del dominio del pecado en nuestras vidas,  por la salvación eterna, y por la sanidad de nuestros cuerpos. Hoy señor oramos por sanidad  de espalda y cuello; por alineamiento y ajuste divino de toda la estructura ósea de nuestros cuerpos.

Colocamos toda nuestra confianza y fe en ti sabiendo que puedes hacer lo imposible posible; sabiendo que para ti no hay barreras, ni tiempo, ni distancia;  y  sabiendo que puedes sanar sin necesidad de historial médico,  resonancias magnéticas, tomografías computarizadas, o rayos X. Tú puedes sanar sin necesidad de cirugías o procedimientos invasivos, y sin causar daño o efectos secundarios.

Entendemos señor que muchos problemas físicos  y dolores de espalda  y cuello se  pueden originar por una pierna o un brazo  más largo que el  otro. Y hoy señor oramos para que glorifiques tu nombre con milagros y prodigios  estirando, ajustando, o  alineando  las piernas y los brazos de tus hijos; de manera que queden  iguales con la misma longitud o tamaño de acuerdo a tu  diseño original. Oramos por  sanidad completa y alineamiento perfecto  del rotulo de las  rodillas, y por alineamiento y rotación de  los huesos  pélvicos  de manera que  pies torcidos  queden perfectamente rectos de acuerdo a tu  perfecta voluntad. Oramos Señor para  que tu poder venga sobre  pies planos  creando arcos de acuerdo a tu plan  y diseño original  en el  poderoso nombre de tu hijo Jesús.

Oramos por sanidad, ajuste, y alineamiento perfecto y permanente  de la pelvis, el cóccix, el sacro, y todas  las vértebras lumbares, torácicas, y cervicales en el nombre de Jesús. Oramos por restauración y sanidad a todos y cada uno de los  discos, músculos, ligamentos, cartílagos, articulaciones, vasos sanguíneos, nervios, medula ósea, y sanidad  completa y permanente de latigazo cervical.

Que tu poder venga sobre tus hijos en el nombre de Jesús  corrigiendo y restaurando la curvatura de la espalda y el cuello,  removiendo escoliosis, cifosis, lordosis, jorobas, torticolis, malformaciones,   lesiones estructurales, deformaciones de la caja torácica, desviaciones, dislocaciones, defectos congénitos, afecciones degenerativas,   y daños causados por mala postura, caídas,  accidentes, traumas,  o cirugías.

Oramos señor para que  tu Espíritu Santo  se mueva entre tus hijos que estén siendo afectados  por parálisis  sanando  completamente y restaurando  Paraplejías, Triplégias, cuadriplejias,  Monoplejías, hemiplejías, espina bífida, lesiones de la médula espinal, y restaurando todas las  funciones sensoriales y  motoras en el poderoso nombre de tu hijo Jesús.

Oramos señor en el nombre de Jesús  para que sanes tensiones, inflamaciones,  infecciones,  lesiones, fricciones, esguinces, fracturas , desplazamientos de vertebras, compresiones nerviosas,  desgastes,  hernias, rigidez,  artritis, osteoporosis, ciática, fibromialgia,  tumores, cáncer, discos abultados, y todo lo que afecte la espalda y el cuello; y que cause dolor muscular o cualquier  dolor crónico y que  afecte el  movimiento,  la flexibilidad, y  la habilidad de volver a las actividades normales de la vida diaria.

Gracias padre eterno porque sabemos que escuchas nuestra oración. Gracias por sanar las  espaldas y los cuellos de tus hijos. Entendemos  que al sanar, ajustar, y alinear nuestra estructura ósea, también sanarán otros síntomas como migrañas, problemas de la visión, problemas de audición,  alta presión, insomnio, resfriados, incontinencias, mareos, vértigo, asma, problemas respiratorios, alergias, resfriados, ronquera, bursitis, tendinitis, gastritis, fatigas, problemas renales, hemorroides, varices, y muchas otras condiciones médicas incluyendo episodios de dolor.

Padre eterno, que  la sangre poderosa de Jesús y su poder sanador nos cubran a todos  desde la coronilla hasta las plantas de los pies. Gracias por hacernos libre de la opresión del dolor porque aun el dolor  fue derrotado en la cruz del calvario por Jesús. Gracias Señor porque Efesios 3:20 (TLA) dice que tú  tienes poder para hacer mucho más de lo que te pedimos. Y que  ¡Ni siquiera podemos imaginar lo que tú puedes hacer para ayudarnos con tu poder! Por esto  Señor oramos de acuerdo con  Hechos 4:30 (NTV) para que extiendas tu mano con poder sanador; que se hagan señales milagrosas y maravillas  en las espaldas y cuellos de tu hijos por medio del nombre de tu santo siervo Jesús; y nosotros confiaremos en ti Señor con todo nuestro corazón, y no nos apoyaremos en nuestro propio entendimiento. Te reconoceremos en todos nuestros caminos, y tú enderezarás nuestras sendas. No seremos sabios a nuestros propios ojos, temeremos al Señor y  nos apartaremos del mal. Será medicina para nuestros  cuerpos, y refrigerio para nuestros  huesos Proverbios 3:5-8 (LBLA).

Hoy hemos orado en el nombre de Jesús

Amen

 
 
Woman with Bible

Oración poderosa de

arrepentimiento 

El salmo 32 y  el salmo 51 son oraciones poderosísimas  de arrepentimiento hechas por el rey David después de cometer adulterio y asesinato. Su pecado empezó con una simple mirada seguida por deseos inmorales, y alimentada con pensamientos impuros. Las consecuencias de su pecado fueron terribles para él y para su familia; especialmente para él y sus hijos.  Mateo15:19NTV  dice que  del corazón salen los malos pensamientos, el asesinato, el adulterio, toda inmoralidad sexual, el robo, la mentira y la calumnia.

Nosotros  tenemos que  monitorear constantemente nuestros pensamientos, nuestras intenciones, nuestros motivos, nuestros deseos, nuestras palabras, y pos supuesto nuestros hechos. Pero sobre todo, tenemos que  vivir en arrepentimiento inmediato. Pues ninguno de nosotros sabemos en qué instante estaremos en la presencia de Dios dando cuenta de nuestros actos  y nuestras palabras.  Ese instante puede ser hoy mismo.

Y como medida preventiva debemos pedirle  a Dios que nos libre de tentación en todo momento y en todo lugar. Y que libre de tentación también a nuestros esposos/esposas, hijos, hijas, y a cada uno de los miembros de nuestras familias, amigos, y conocidos.

Hoy vamos a orar  pidiéndole perdón a Dios por nuestros pecados  contra Él  y nuestras rebeldías contra sus leyes y mandatos. Pues todos necesitamos su perdón;  Y por más horrible que sean nuestros pecados, el perdón  de nuestro padre celestial siempre está disponible. Vamos a orar usando los salmos 51 y 32 respectivamente. Pero quiero hacer énfasis que lo que hace más poderosa esta oración es el arrepentimiento,  pero tiene que ser genuino.

 Oremos:

 

  Salmo 51 LBLA: 

Ten piedad de mí, oh Dios, conforme a tu misericordia;

conforme a lo inmenso de tu compasión, borra mis transgresiones.

Lávame por completo de mi maldad,

y límpiame de mi pecado.

Porque yo reconozco mis rebeliones,

y mi pecado está siempre delante de mí.

Contra ti, y contra ti sólo he pecado,

y he hecho lo malo delante de tus ojos,

de manera que eres justo cuando hablas,

y sin reproche cuando juzgas.

y  tu juicio contra mí es justo.

He aquí, yo nací en iniquidad,

y en pecado me concibió mi madre.

He aquí, tú deseas la verdad en lo más íntimo,

y en lo secreto me harás conocer sabiduría.

Purifícame con hisopo, y seré limpio;

lávame, y seré más blanco que la nieve.

Hazme oír gozo y alegría;

que se regocijen los huesos que has quebrantado.

Esconde tu rostro de mis pecados,

y borra todas mis iniquidades. Borra toda mi maldad

Crea en mí, oh Dios, un corazón limpio,

y renueva un espíritu recto dentro de mí.

No me eches de tu presencia,

y no quites de mí tu Santo Espíritu.

Devuélveme el gozo de tu salvación,

y sostenme con un espíritu de poder. Dame anhelo de obedecerte.

Entonces enseñaré a los transgresores tus caminos,

y los pecadores se convertirán a ti.

Líbrame de delitos de sangre, otras versiones dicen perdóname por derramar sangre. Oh Dios, Dios de mi salvación;

entonces mi lengua cantará con gozo tu justicia….(cantare de tu perdón)

Abre mis labios, oh Señor,

para que mi boca anuncie tu alabanza.( Para que mi boca pueda alabarte)

Porque no te deleitas en sacrificio, de lo contrario yo lo ofrecería;

no te agrada el holocausto.

Los sacrificios de Dios son el espíritu quebrantado. O sea que el sacrificio que deseas es un espíritu quebrantado.

al corazón  (arrepentido)  contrito y humillado, oh Dios, no despreciarás.

Haz bien con tu benevolencia a Sion;

edifica los muros de Jerusalén.

Entonces te agradarán los sacrificios de justicia,

el holocausto y el sacrificio perfecto;

entonces se ofrecerán sacrificios  sobre tu altar.

 

Salmo 32:DHH

Feliz el hombre a quien sus culpas y pecados

le han sido perdonados por completo.

Feliz el hombre que no es mal intencionado

y a quien el Señor no acusa de falta alguna.

Mientras no confesé mi pecado,

mi cuerpo iba decayendo

por mi gemir de todo el día,

pues de día y de noche

tu mano pesaba sobre mí.

Como flor marchita por el calor del verano,

así me sentía decaer.

Pero te confesé sin reservas

mi pecado y mi maldad;

decidí confesarte mis pecados,

y tú, Señor, los perdonaste.

Por eso, en momentos de angustia

los fieles te invocarán.  otra versión dice: Por lo tanto, que todos los justos oren a ti, mientras aún haya tiempo,

y aunque las aguas caudalosas (de juicios) se desborden,

no llegarán hasta ellos.

Tú eres mi refugio:

me proteges del peligro,

me rodeas de gritos de liberación. Me rodeas con cantos de victoria

El Señor dice:

Mis ojos están puestos en ti.

Yo te daré instrucciones,

te daré consejos,

te enseñaré el camino que debes seguir.

Pero no seas como el mulo o el caballo,

que no pueden entender

y hay que detener su brío

con el freno y con la rienda,

( de otra manera no pueden ser controlados) pues de otra manera no se acercan a ti.

Los malvados tendrán muchos dolores,

pero el amor del Señor envuelve

a los que en Él confían.

Alégrense en el Señor,

hombres buenos y honrados;  ( los de Corazón puro)

¡Alégrense y griten de alegría!